Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Los ‘indignados’ juegan al ratón y el gato con la Policía en el centro de Madrid

La manifestación contra la actuación policial de las dos pasadas noches tenía previsto concluir en la Puerta del Sol. Fotos: Antonio Gil.telecinco.es
La marcha contra la "brutalidad policial" que recorre las calles del centro de Madrid se desarrolla sin llevar ningún rumbo concreto y con los manifestantes 'jugando al ratón y al gato' con los efectivos de la Policía Nacional, que se han desplegado a la carrera en varias ocasiones dispersando momentáneamente el recorrido de los participantes en la protesta. Los participantes de la marcha, unos 2.000 en sus momentos más álgidos, han continuado recorrido sin llevar rumbo alguno y sin tener ninguna intención de dar por terminada la protesta, siendo totalmente imposible que accedieran a Sol ya que todas las vías por las que es posible entrar estaban completamente 'tomadas' por la Policía. La protesta ha provocado también importantes alteraciones en el tráfico por el centro de Madrid, si bien los manifestantes han tratado de obstaculizar lo menos posible el paso de los vehículos por la zona.

 
Uno de los momentos de mayor tensión se ha producido al filo de las 22.00 horas, cuando a la puerta de un bar de la calle Postas se ha producido un encontronazo entre jóvenes peregrinos de la JMJ y algunos de los 'indignados' que han participado en la marcha. Después de algunos insultos se han personado miembros de la Policía y rápidamente los manifestantes han salido corriendo. 
Desde casi el inicio de la marcha, en torno a  las a las 20.20 horas , los  ‘indignados’  han estado esquivando continuamente a la Policía con el objetivo de acercarse lo antes posible al kilómetro cero, punto en el que tenían previsto finalizar inicialmente el recorrido.
Así, desde la calle Atocha se han desviado inesperadamente por Tirso de Molina, para continuar después por La Latina e intentar llegar hasta la Plaza Mayor. Posteriormente han pasado junto a la anterior sede del Ayuntamiento de Madrid situada en la Plaza de la Villa.
Mientras la manifestación seguía su curso, la policía acordonó el punto de información del 15M instalado en Sol, formando un perímetro alrededor del medio centenar de personas que allí se concentraban.
Los manifestantes, que han salido de la ronda de Atocha, han subido por la calle Atocha, Tirso de Molina, y la calle Bailén en dirección a la catedral de la Almudena, donde se han producido momentos de tensión con la Policía.
Unos 40 agentes con equipación antidisturbios y sirviéndose de al menos ocho furgones, esperaban a los manifestantes en la calle Atocha, a su paso por la plaza de Jacinto Benavente, bloqueando el acceso de los manifestantes a la calle carretas y, por tanto, a Sol.

Los agentes se desplegaron formando un codo con la intención de desviar la manifestación por la calle Doctor Cortezo, que acaba en la plaza de Tirso de Molina.

En la pancarta que habría la manifestación se podía leer 'No more Police brutality', y entre los lemas que se han coreado ha destacado 'Delegada dimisión', o 'Vergüenza me daría ser Policía'.

Con cada vez más participantes -comenzaron siendo 200 y han ido ascendiendo hasta ser un millar los manifestantes han proseguido su recorrido por la calle Duque de Alba para volver a intentar despistar a la Policía, que les aguardaba en la Plaza de Jacinto Benavente, punto por el que se esperaba que pasasen para llegar al kilómetro cero.
Pasadas las 21.30 horas, no se había producido ninguna carga. No obstante, el despliegue de los efectivos policiales ha provocado que se haya dispersado la manifestación en la que participaban varios miles de personas.

La marcha se esta desarrollando en medio de lemas como 'Menos crucifijo y más trabajo fijo', o 'De norte a Sur, de Este a Oeste la lucha sigue cueste lo que cueste', 'Ni dios, ni dios, ni dios nos representa'.