Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Los inmigrantes sin papeles censados en Galicia y sin recursos tendrán derecho a asistencia en el Sergas

El objetivo, según Feijóo, es garantizar la sanidad a los que "no pueden recibirla por otros medios", cosa distinta al "turismo sanitario"
El presidente de la Junta de Galicia, Alberto Núñez Feijóo, ha anunciado este jueves la puesta en marcha de un programa de protección social de salud pública, en virtud del cual se amplían los derechos sanitarios de los inmigrantes 'sin papeles'. Así, aquellos que estén censados en cualquier municipio gallego y acrediten su carencia de recursos, tendrán derecho a asistencia en todos los centros de salud y hospitales del Servicio Gallego de Salud (Sergas).
Como ha precisado el mandatario en su comparecencia ante los medios posterior al Consejo de la Junta en el que se ha aprobado esta medida, se trata de garantizar la asistencia sanitaria a aquellas personas que "no la puedan recibir por otros medios". Así, a su entender, se "blinda la salud pública de las personas sin recursos vecinas de Galicia, los inmigrantes sin papeles que viven y residen en Galicia".
Todos los que estén inscritos en el padrón municipal y que no dispongan de ingresos superiores al Indicador Público de Renta de Efectos Múltiples (Iprem) "ni en España ni en su país de origen" no tendrán "limitación de contenido sanitario", de forma que podrán recibir atención primaria y especializada. Salvo que, como ha advertido Feijóo, sean originarios de un país que tenga tratados de reciprocidad con España en materia sanitaria.
De este modo, en Galicia se amplía la normativa estatal que entrará en vigor el próximo 1 de septiembre, por la que se excluye de determinados servicios sanitarios a los inmigrantes 'sin papeles' y sólo les permite, con carácter general, acudir a urgencias. Además, las embarazadas, los menores y los que padezcan enfermedades infecciosas y mentales también podrán hacer uso de la sanidad española.
Frente a este modelo, el jefe del Ejecutivo autonómico ha hecho hincapié en que el "rigor" con que ha gobernado a lo largo de estos casi cuatro años permite "mayor margen de maniobra" para "proteger los mayores derechos posibles de los vecinos de Galicia". "Hay que controlar el déficit público para poder hacer estas cosas", ha recalcado.
MÁS DE 9.000 'SIN PAPELES'
Preguntado por los periodistas, el mandatario gallego ha concretado son "algo más de 9.000" las personas que no tienen su documentación en regla en la comunidad, si bien ha declinado evaluar el gasto que podrían suponer al sistema sanitario. "Depende de la edad, de las patologías, del consumo que hagan...", ha explicado.
Lo que ha defendido es que "es importante mandar un mensaje a este colectivo" de que "va a seguir teniendo prestación sanitaria". Y es que, si bien se ha mostrado partidario de poner en marcha medidas que palíen "el turismo sanitario", ha llamado a ser "muy cautelosos" con la supresión de los derechos sanitarios a personas sin recursos.
TARJETA ESPECÍFICA
Para su acceso al sistema de salud, el Sergas expedirá un documento que acredite el "derecho" a su poseedor puesto que "cumple los requisitos de vecindad" y de "no posibilidad de tener recursos para pagar su asistencia".
La antigüedad de su residencia en Galicia, entre otras cuestiones, estará concretada en la instrucción que la Consejería de Sanidad, previsiblemente, publicará este viernes en el Diario Oficial de Galicia.
AHORRO EN VACUNAS
Por otra parte, Feijóo ha destacado que Galicia logrará un ahorro de 3,5 millones de euros con la compra centralizada de vacunas ofrecida por el Ministerio de Sanidad, a la que este mismo jueves dio luz verde el Consejo de la Junta.
En virtud de este acuerdo, el departamento estatal adquiere la demanda de vacunas de Galicia de los años 2013 y 2014, junto con las de otras comunidades, a fin de obtener un mejor precio.
En cuanto a las vacunas adquiridas, se trata "no sólo" de las incluidas en el calendario oficial de vacunación infantil, como ha indicado el presidente gallego, sino que también las del papiloma humano y la hepatitis A y B, entre otras.
Tras subrayar que estas vacunas tendrán "la misma calidad y seguridad", ha avanzado que seguirá "animando al ministerio" a llevar a cabo compras centralizadas también de "productos farmacéuticos y sanitarios".