Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Las lluvias y el viento fuerte se extenderán este fin de semana excepto en Levante, y el domingo comenzará a nevar

Este fin de semana, los frentes atlánticos se sucederán y dejarán precipitaciones en gran parte de la Península, excepto en el área mediterránea, donde serán poco probables y a partir del domingo las precipitaciones serán en forma de nieve en buena parte del país, según la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET).
Así, la portavoz de la AEMET, Ana Casals, ha precisado a Europa Press que estas precipitaciones serán "localmente fuertes o persistentes y ocasionalmente acompañadas de tormentas" en Galicia, cornisa Cantábrica y Pirineo occidental a partir de 1.500 a 2.000 metros en el norte y de 2.000 a 2.500 metros en el resto.
Además, ha indicado que el viento soplará desde el oeste en la Península y Baleares y se esperan intervalos de fuerte o rachas muy fuertes en zonas de montaña y de la costa.
Tras esa situación del fin de semana, Casals ha explicado que el domingo por la tarde el viento girará hacia el noroeste y esto provocará una "considerable" bajada de las temperaturas y de la cota de nieve. En concreto, ha precisado que nevará a partir de 500 a 700 metros de altura en el norte, de 800 a 1.000 metros en el centro y a 1.000 a 1.200 metros en el sur.
Casals ha precisado que el cambio "brusco" conllevará a un descenso de las temperaturas que empezará a notarse el domingo por la tarde en el norte e irá avanzando hacia el sur aunque a la zona del Mediterráneo llegará un poco más tarde, bien entrado el lunes.
De hecho, ha destacado que en el litoral Mediterráneo este sábado tendrán temperaturas muy cálidas, de entre 22 y 24 grados centígrados desde Barcelona hasta Granada y que el domingo tendrán en torno a 20 grados centígrados.
Además, la semana comenzará con un lunes y martes que estarán marcados en lo meteorológico por la entrada de aire "muy frío" del norte que provocará precipitaciones en el tercio norte peninsular y que se extenderán hasta los sistemas Central, Ibérico y a Baleares.
También precipitará, pero "con menor probabilidad" en otras zonas del interior sur peninsular ya que la cota de nieve se quedará "bastante baja", en torno a 500 metros en el norte y a 800 metros en los sistemas Central e Ibérico. Casals no descarta que pueda nevar en zonas altas de Mallorca.
Con esta situación, ha agregado que las temperaturas, tanto las máximas como las mínimas, seguirán descendiendo, por lo que se prevén heladas "generalizadas" en el interior peninsular que, además, serán "fuertes" en Pirineos y sistemas Central e Ibérico.
En concreto, las mínimas caerán "mucho" el domingo, aunque todavía no habrá heladas más que en las zonas de montaña aunque el martes y el miércoles serán generalizadas en el interior peninsular.
De hecho, ha advertido de que el lunes las máximas no superarán los cinco grados centígrados en buena parte de la mitad norte peninsular y que las mínimas podrán bajar hasta -10 grados centígrados en zonas de montaña. El martes solamente se librarán de las heladas las costas y las cuencas de los ríos Guadalquivir y Ebro.
También ha explicado que las nevadas serán más intensas el domingo y el lunes y podrán producirse en amplias zonas, con mayor probabilidad en el cuadrante noroccidental, alto Ebro, nordeste y sureste de Castilla-La Mancha y, especialmente, en áreas de montaña de la mitad norte y sureste peninsular, donde se podrá acumular más de medio metro de espesor de nieve.
SENSACIÓN TÉRMICA GÉLIDA
Otro fenómeno meteorológico al que se ha referido es al viento, porque el domingo se esperan rachas de más de 70 kilómetros por hora en amplias zonas de la Península y Baleares por lo que sumado al descenso térmico, provocará una "sensación térmica aún más fría".
También ha indicado que el miércoles, con "bastante" probabilidad llegará una masa de aire frío y seco, desde el noreste, que afectará a la Península. Sin embargo, en esta ocasión no se prevén precipitaciones excepto en Baleares, litoral del sureste peninsular y Melilla donde serán probables.
Por otra parte, ha indicado que en el noroeste de Galicia al final del miércoles podría llegar un nuevo frente atlántico que empezará a dejar precipitaciones que el jueves se extenderán a las vertientes atlánticas y cantábrica de la Península.
También las temperaturas seguirán "bastante bajas" a partir del miércoles, según la portavoz que ha destacado que sobre todo se mantendrán bajas las mínimas y que las heladas ampliarán su extensión y la intensidad de las heladas.
Respecto al resto de la semana, ve "probable" que se mantenga la inestabilidad en el norte y que aumente la inestabilidad en el extremo sur peninsular. Sin embargo en el resto de la Península y en Baleares es previsible que se produzca una sensible mejoría.
Finalmente, las temperaturas subirán "ligeramente" pero de forma generalizadas, con heladas que serán progresivamente más débiles y menos extensas.
Respecto a Canarias, la situación seguirá estable y se mantendrán los alisios, que aumentarán de intensidad durante la primera mitad de la próxima semana. En el archipiélago, Casals espera que a partir del jueves, probablemente, aumentará la inestabilidad con precipitaciones, el viento soplará del norte y descenderán las temperaturas.