Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Las madres adolescentes no van a la universidad

El estudio revela que los porcentajes de acceso a la educación universitaria entre las madres adolescentes no llegan al cinco por ciento. Por el contrario, en ese mismo grupo de edad, el 22,3% de las madres no adolescentes han accedido a la universidad.
Sobre su relación con el mundo laboral, en términos generales, la investigación prueba que "las madres adolescentes trabajan a cualquier edad en menor medida que el resto de sus coetáneas". Sin embargo, el porcentaje de mujeres con empleo estable "es menor entre las madres adolescentes".
Disminuye la edad de inicio en las relaciones sexuales
El estudio revela que, en cincuenta años, la edad media de inicio en las relaciones sexuales de las mujeres, ha disminuido de 25 a 18 años. Así, menos del 25% de las nacidas antes de 1951 habían tenido su primera relación sexual antes de los 20 años, porcentaje que aumenta hasta un 73% de las nacidas entre 1976 y 1980, y hasta un 86% en el caso de la generación de 1981 a 1985.
El informe también apunta que la reducción de la edad ha venido acompañada de un descenso progresivo de la edad a la que las mujeres empiezan a usar preservativo. De esta forma, mientras que las mujeres nacidas el los años 50 utilizaban su primer anticonceptivo con más de 25 años (cuando la edad media de iniciación en el sexo era de 21,5 años), las de la generación de los 70 comenzaron a usarlo a los 19,6 (cuando iniciaban su actividad sexual a los 18,9).
Sus parejas se rompen antes
Por otro lado, Delgado indica que "las proporciones de rupturas se duplican en varias de las cohortes de uniones, llegando a multiplicarse por tres entre las emparejadas entre 1965 y 1974". Asimismo, destaca que en la mayor parte de los casos, la pareja se rompe antes que entre el resto de las madres".
Por último, del estudio se desprende que las madres adolescentes pertenecientes a la generación de entre 1966 y 1970 viven ocho o nueve acontecimientos (inicio de la actividad sexual, inicio en la anticoncepción, finalización de los estudios, primer trabajo, emancipación del hogar de origen, primera convivencia, primer matrimonio, primer trabajo estable y primer hijo) en un período de 4,8 años, frente a los 9,6 que les ocupan a sus coetáneas que han sido madres pasados los 20 años. BQM