Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La manifestación estudiantil en Santiago de Chile deja 75 detenidos y 49 carabineros heridos

Un total de 75 personas han sido detenidas y 49 carabineros han resultado heridos en la manifestación estudiantil que se ha celebrado este miércoles en Santiago de Chile, a pesar de no estar autorizada, y que se ha saldado con enfrentamientos y quema de autobuses públicos.
Así lo han anunciado la intendenta de la Región Metropolitana, Cecilia Pérez, el ministro de Transportes y Telecomunicaciones, Pedro Pablo Errázuriz y el jefe de la zona metropolitana de Carabineros, el general Luis Valdés, en una rueda de prensa.
Miles de estudiantes universitarios y de secundaria se han concentrado el miércoles por la mañana en la plaza de Italia con la intención de marchar hasta la de Los Héroes, recorriendo el centro de la capital chilena, según informa el diario 'El Mercurio'.
A la altura del Parque de la Alameda, las Fuerzas Especiales de Carabineros han lanzado gases lacrimógenos y chorros de agua para dispersar a la multitud, dado que la manifestación no había sido autorizada por la Intendencia Metropolitana.
En respuesta, la mayoría de los manifestantes ha retrocedido y ha continuado la marcha en el Parque Bustamente. Sin embargo, un grupo de encapuchados ha incendiado tres autobuses públicos que circulaban por los alrededores.
Además, los encapuchados han lanzado piedras contra la sede de la Asociación Chilena de Seguridad, la de Telefónica y contra un vehículo aparcado en la avenida del General Bustamante, provocando daños de importancia.
"La marcha terminó en lo que ya es habitual: destrucción y violencia. Hay innumerables daños a la propiedad pública y privada, pero lo más grave es la impotencia y el temor de miles de santiaguinos que realizan su rutina diaria", ha dicho la intendenta metropolitana.
Pérez ha atribuido los disturbios a "la irresponsibilidad de los dirigentes estudiantiles", que han seguido adelante con la convocatoria, a pesar de que la Intendencia Metropolitana no había autorizado el recorrido.
Los estudiantes habían solicitado autorización para marchar desde la plaza de Italia hasta la de Los Héroes. La Intendencia Metropolitana la rechazó, pero les ofreció dos alternativas: marchar desde la plaza de Italia hasta la avenida de Grecia o concentrarse en el Parque O'Higgins, a lo que los manifestantes se opusieron.
Además, Pérez ha anunciado que la Intendencia Metropolitana interpondrá este jueves varias querellas por la quema de autobuses públicos, que acarrean una pena máxima de diez años. "Vamos a perseverar para que la justicia cumpla su rol, para que no exista impunidad", ha apuntado.
ACUSACIONES DE MONTAJE
Por su parte, los líderes estudiantiles han condenado los hechos de violencia acaecidos durante la marcha capitalina, al tiempo que han expresado sus dudas sobre la quema de autobuses públicos, apuntando que podría tratarse de un montaje.
Interrogada por esta cuestión, Pérez ha rechazado tales insinuaciones, al tiempo que ha instado a los dirigentes estudiantiles a "hacerse responsables de declaraciones tan poco creíbles".
En la misma línea, el general ha urgido a los líderes del movimiento estudiantil a demostrar tales acusaciones. "Esas palabras sólo buscan un titular de prensa, y son inaceptables para el esfuerzo y el peligro que en cada una de estas marchas deben afrontar con valentía cientos de carabineros", ha considerado.