Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Más de 20 expertos recomiendan implantar en España la profilaxis pre-exposición para el VIH en hombres homosexuales

Más de una veintena de expertos ha recomendado la implantación en España del tratamiento de profilaxis pre-exposición en adultos para la prevención de la infección por VIH, tras demostrarse que disminuye la transmisión del VIH en grupos de riesgo elevado, especialmente en grupos como el de hombres que practican sexo con hombres (HSH), cuya incidencia de infección sea mayor a dos casos por 100 personas año.
Esta es el principal consejo incluido en el primer documento de Recomendaciones sobre Profilaxis Pre-Exposición (PrEP), elaborado por el Grupo de Estudios del SIDA GeSIDA, perteneciente a la Sociedad Española de Enfermedades Infecciosas y Microbiología Clínica (SEIMC), que ha sido coordinado por los doctores Santiago Moreno del Hospital Universitario Ramón y Cajal de Madrid; Antonio Antela del Hospital Clínico Universitario en Santiago de Compostela, y Felipe García del Hospital Clínic de Barcelona.
Los expertos del GeSIDA consideran que son necesarias nuevas estrategias de prevención, especialmente en los colectivos de mayor incidencia. Por eso, piden el desarrollo de un programa de PrEP en España, que debe prescribirse dentro de un plan de prevención global que incluya consejo asistido y formación.
"Teniendo en cuenta el coste-eficacia de la estrategia, son candidatos a recibir PrEP las personas pertenecientes a colectivos cuya incidencia de infección por el VIH sea mayor a 2 casos por 100 personas-año. El inicio de la PrEP debe conllevar una evaluación individual del riesgo de infección por el VIH", señalan.
La guía señala que el tratamiento debe ser prescrito y supervisado por un facultativo con experiencia en la infección por el VIH, en el uso de antirretrovirales y en el manejo de las ITS. En tanto que en España la medicación es de dispensación hospitalaria, deberían arbitrarse sistemas que permitan el acceso a los fármacos independientemente del lugar de prescripción.
Además de recomendar la estrategia preventiva basada en la PrEP en España, el grupo de expertos de GeSIDA propone un modelo basado en los dispositivos asistenciales disponibles que garantice el beneficio y minimice los riesgos en la población en la que la PrEP está indicada.
¿QUÉ ES LA PROFILAXIS PRE-EXPOSICIÓN?
La profilaxis pre-exposición (PrEP), basada en el uso de fármacos antirretrovirales para prevenir la infección por VIH, ha mostrado su eficacia, seguridad y coste-eficacia en distintos grupos de población de riesgo. La eficacia y seguridad de la PrEP se ha demostrado en ensayos clínicos y se ha confirmado en estudios observacionales tras la puesta en marcha de programas específicos en diferentes países.
Los datos provienen de estudios llevados a cabo en hombres que tienen relaciones sexuales con hombres (HSH), en parejas heterosexuales serodiscordantes, independientemente del miembro infectado, y en usuarios de drogas parenterales (UDP). Los estudios se han realizado casi exclusivamente con la combinación de emtricitabina (FTC) y tenofovir disoproxil fumarato (TDF), administrados de forma continua o en pautas intermitentes relacionadas con el contacto de riesgo.
Los ensayos clínicos y los estudios observacionales han mostrado que la PrEP con FTC/TDF presenta grandes beneficios en cuanto a la prevención de la transmisión del VIH, con reducciones superiores al 85% en algunos estudios.
No obstante, la eficacia es muy dependiente de la adherencia a la pauta prescrita. La PrEP se lleva a cabo con la combinación de FTC (200 mg) y TDF (300 mg) en un único comprimido administrado de forma continua, aunque en HSH se puede administrar de modo intermitente (2 comprimidos entre 2 y 24 horas previas a la exposición, 1 comprimido a las 24 horas de la primera toma y otro, 24 horas después).
Antes de iniciar la PrEP se debe realizar una evaluación médica completa y analítica general, descartar que el candidato a profilaxis esté infectado por el VIH y proporcionar información orientada a disminuir el riesgo de infección (consejo asistido). Además, se recomienda un seguimiento estrecho cada 3 meses que incluya la evaluación y refuerzo de la adherencia, la exclusión de infección por VIH y otras ITS y la detección de potenciales toxicidades asociadas a la medicación.
"La PrEP ha demostrado ser coste-eficaz en diversos contextos que incluyen los grupos de población considerados candidatos en estas recomendaciones, con la pauta recomendada y al precio actual de los fármacos. Es preciso insistir que la adherencia es un factor clave en la efectividad de la PrEP y que cualquier programa de PrEP debe incluir medidas específicas destinadas a reforzar la adherencia a la medicación. En este aspecto la participación de centros comunitarios y el asesoramiento por pares juega un papel importante en el éxito de cualquier estrategia de PrEP", concluyen.