Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Cómo repostar con un Mercedes y no pagar ni un euro

Con lo cara que está la gasolina últimamente... Eso es lo que debió pensar la mujer que fue detenida por Agentes de la Guardia Civil de Boadilla del Monte, en Madrid para llevar repostando con un Mercedes desde 2007 sin pagar un euro. Para no ser descubierta, cambiaba continuamente las matrículas del vehículo. Está acusada de un delito continuado de hurto y de otro de falsificación de documento privado.
El inicio de las investigaciones tuvo lugar en mayo de 2008, cuando el gerente de una estación de servicio de Boadilla del Monte denunció en el Puesto de la Guardia Civil de la localidad una falta de hurto. Un vehículo deportivo de alta gama ocupado por una mujer había repostado combustible y se había marchado sin abonar el cargo correspondiente. Como prueba, aportaba las imágenes de las cámaras de seguridad.
Los agentes del Area de Investigación, que se hicieron cargo del caso, buscaron denuncias por hechos parecidos en las demarcaciones cercanas y obtuvieron como resultado que, ya en 2007, algunas gasolineras de la Comunidad de Madrid habían sufrido hurtos de combustible a manos de una mujer que respondía a la misma descripción, utilizando un vehículo similar.
En los dos años que han durado las investigaciones se ha podido certificar la repetición de esta conducta hasta en 13 ocasiones diferentes. Las pesquisas sufrieron un vuelco el pasado mes de enero, cuando se localizó un vehículo similar al de la sospechosa en la localidad de Pozuelo de Alarcón.
Aunque la persona que figuraba como titular del vehículo era un varón que había fallecido, la conductora habitual era una mujer que respondía a la descripción de la delincuente que mostraban las cámaras de seguridad de las estaciones de servicio afectadas.
Una investigación más a fondo confirmó las sospechas de los agentes, ya que pudieron comprobar como la mujer investigada manipulaba las matrículas del coche hasta que conseguía una igual a la del vehículo buscado. Por ello fue detenida, acusada de un delito continuado de hurto y otro de falsificación de documento privado.
En el registro del coche se hallaron los medios y herramientas con los que alteraba las matrículas. La detenida se trata de M.E.M.M., segoviana de 39 años de edad, abogada de profesión y propietaria de un dúplex en la zona noroeste de la capital. Ya ha pasado a disposición judicial.
JNP