Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

¿Cuál es el protocolo a seguir tras la muerte de Pajares?

Al sacerdote español Miguel Pajares, fallecido en el Hospital Carlos III de Madrid por el virus del ébola, no se le puede realizar una autopsia debido a la elevada carga viral de los fluidos corporales, y tiene que ser incinerado como así lo establece el protocolo de actuación ante estos casos. La Consejería de Sanidad de la Comunidad de Madrid da un tratamiento de cadáver de "riesgo sanitario" al cuerpo del sacerdote y lo deposita en un féretro especial para garantizar las medidas de seguridad, tal y como establece el decreto 124/1997 de Sanidad Morturoria de la Comunidad de Madrid.