Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La senadora de Ceuta (PP) aboga por colocar "señales de peligro" que alerten a los inmigrantes sobre las concertinas

La senadora por Ceuta Luz Elena Sanín (PP) ha abogado este martes porque las autoridades coloquen "señales de peligro" que, "en los idiomas de otros países", alerten a los inmigrantes indocumentados sobre "qué les puede suceder" con las alambras con cuchillas instaladas en los perímetros fronterizos de las ciudades autónomas "al atravesar una valla que les puede ser perjudicial".
En rueda de prensa, la parlamentaria ha recordado que, aunque ha sido el Ejecutivo de Rajoy el que ha apostado en Melilla por reinstalar las concertinas, "en Ceuta las tenemos desde hace años, cuando las puso el PSOE". Dichos elementos son "disuasorios", según la senadora, que opina que "no sobra poner unas señales de peligro" sobre las consecuencias que pueden tener esas alambradas para los indocumentados.
La senadora ha comparecido ante los periodistas para aplaudir las medidas adoptadas durante los dos últimos años por el Gobierno central, "reformas" que según ha puesto de relieve "nos han colocado en el umbral de la recuperación económica y de la creación de pleno empleo para volver a ser lo que fuimos hace 8 ó 9 años con Aznar, la envida de nuestros socios comunitarios por nuestras políticas económicas".
Sanín ha defendido que Rajoy lo ha hecho "todo por el Estado del Bienestar" y que sus políticas "están dando resultado porque sabe gobernar para sacarnos de la recesión, para atraer e inversión extranjera, para recuperar la confianza del consumo interno y para salir del déficit".
La ceutí opina que la Política Social del PP es "moderna y sostenible para erradicar la pobreza y la exclusión social" en contraposición a las "retrógradas" iniciativas que, desde su punto de vista, adoptó el PSOE, "que nos dejó una herencia en forma de déficit público del 90% del PIB, excesivamente alto, que nos engañó y que ahora rechaza hasta la Ley de Transparencia oponiéndose por oponiéndose".