Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Tras la tormenta, la nieve atrae a muchos curiosos

Después de la tormenta, llega la calma. Con tiempo apacible ha amanecido Vilanova de Prades, en Tarragona. Una jornada blanca y típicamente invernal que muchos han aprovechado para acercarse a ver la nieve.

No ha habido problemas en la carretera. Un manto blanco ha hecho las delícias de los más pequeños, que este año, no habían tenido la oportunidad de jugar con la nieve. En la zona se han acumulado más de 10 centímetros de nieve y hoy tocaba aprovecharla antes de que se derrita.