Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Los vecinos denunciaron hace un mes el mal estado de la playa de Tenerife

Los servicios de emergencias trabajaron hasta última hora del domingo para descartar que hubiera más fallecidos. Vídeo: Informativos Telecinco.telecinco.es
El 7 de octubre un desprendimiento de rocas en la misma playa de los Gigantes de Tenerife hizo que los agentes acotaran la zona e instalaran balizas para evitar el paso de turistas. En ese suceso no se lamentaron ni heridos ni muertos.
Por ello, el domingo, el socorrista que trabajaba en dicha playa alertó a los bañistas que se trataba de una zona peligrosa.
Pese a las advertencias, dos mujeres, una británica y una española, fallecieron tras desprenderse piedras de gran tamaño desde 40 metros de altura.
A última hora del domingo, los equipos de rescate dieron por concluidas las labores de búsqueda de más víctimas tras haber trabajado en el lugar removiendo los escombros ya excavados para tener la certeza de que no había más fallecidos.
Tras este suceso, el más grave de estas características ocurrido en España en las últimas dos décadas, la playa será cerrada al baño en los próximos días.
Por su parte, el Ayuntamiento de la localidad ha decretado tres días de luto por el siniestro. EPF