Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Un vertido de productos de limpieza y pintura causa la muerte de una 3.500 truchas

La Guardia Civil del Puesto de Riosa ha imputado a J.D.F.C., vecino de Felguera-Riosa, como supuesto autor de un delito contra los Recursos Naturales y Medio Ambiente por un vertido en el río Llamo que mató a unas 3.500 truchas. Fue en la mañana de este miércoles, cuando componentes del Puesto de la Guardia Civil del puesto de Riosa observaron mucha espuma en el río Llamo había mucha espuma, así como varias manchas blancas.