Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Apple otorgó algunas licencias de las patentes de diseño a Microsoft

Apple otorgó licencias de sus preciadas patentes de diseño a Microsoft pero bajo "un acuerdo anti clonación", que impedía que se copiara tanto el iPhone como el iPad, dijo el lunes un ejecutivo de la compañía.
La revelación se produjo durante el testimonio del director de licencias de patentes de Apple, Boris Teksler, en uno de los juicios que más sigue de cerca la industria tecnológica, el que enfrenta a Apple y a Samsung Electronics.
Apple está acusando a Samsung de copiar sus populares dispositivos iPhone e iPad, y por su lado la compañía surcoreana sostiene que su rival estadounidense infringe varias de sus patentes de tecnología inalámbrica.
Apple se acercó a Samsung en el 2010, esperando lograr un acuerdo con su rival sobre el otorgamiento de licencias de patentes antes de que la disputa entre ambos llegara a los tribunales.
Teksler declaró que Apple ofreció licencias de un grupo de patentes que, fundamentalmente, eran patentes de una categoría altamente protegida relacionadas a lo que él denominó la "experiencia única del usuario".
Estas incluían las patentes de diseño, tema de discusión en la demanda, que cubrían el aspecto y la textura del iPhone y el iPad. Teksler dijo a los miembros del jurado la semana pasada que podía contar "con "los dedos de una sola mano" las instancias en que Apple ha otorgado licencias de esas patentes.
Las negociaciones entre Apple y Samsung no llegaron a un acuerdo de licencias y la estadounidense presentó una demanda ante un Tribunal federal en San José (California), en abril de 2011.
La decisión de Apple de otorgar permiso de licencias de sus patentes de diseño a Microsoft fue consistente con su estrategia corporativa, dijo Teksler, porque el acuerdo prohibía a Microsoft fabricar copias de sus propios dispositivos.
"No existía ningún derecho relacionado a estas patentes de diseño para fabricar clones de cualquier tipo", dijo Teksler.