Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El Gobierno australiano anuncia un filtro para páginas de contenido delictivo en internet

El Gobierno de Australia anunció hoy la creación de un "cortafuegos" en la red nacional de internet, inspirado en el modelo chino, con la finalidad de bloquear el acceso a páginas de contenido delictivo.
Esta iniciativa, indicó a la prensa el ministro de Comunicación Stephen Conroy, será puesta en funcionamiento al haber llegado a la conclusión tras un periodo de siete meses de prueba, que el dispositivo de bloqueo es plenamente certero y no reduce de forma significante la velocidad de la red.
Conroy señaló que además que el Ejecutivo aprobará nuevas leyes para prohibir el acceso a las páginas con la etiqueta "clasificación rechazada", entre las que estarán incluidas todas aquellas sobre pornografía infantil, violencia de género y abuso de drogas.
La inclusión de una página digital en la "lista negra" será decidida por una comisión independiente de clasificación tras examinar las quejas del público, precisó el ministro australiano.
En marzo de este año, el Ministerio de Comunicaciones admitió errores en la lista negra de páginas "web" que el Gobierno de Camberra tenía la intención de prohibir, y que fue desvelada por una asociación de internautas que identificó varias de contenido inofensivo, como de operadores turísticos y hasta de un dentista.
El plan del Gobierno ha desatado protestas en el país y llevado a organizaciones como Reporteros Sin Fronteras a incluir a Australia en su lista de "doce enemigos de Internet.