Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

'Hey Baby', el videojuego para que las mujeres se venguen de los machistas

Feminismo al extremo o afán provocador. De los dos ingredientes tiene este videojuego que ya ha levantado la polémica en EEUU. La protagonista de 'Hey Baby' desanda Nueva York disparándole a los tíos que la agreden física y verbalmente. Con esta interjección, 'oye, guapa', se acercan los acosadores en este escenario virtual ideado por una diseñadora canadiense que sintió la necesidad de vengarse de tanto insulto masculino.
Suyin Looui, una treinteañera canadiense de origen asiático, estudiaba arte y diseño en Nueva York, cuando vivió una experiencia que marcó el origen de este juego.

Hace tres años salía del metro neoyorquino cuando al salir de la estación pasó delante de un hombre que se le acercó para susurrarle "hot ching chong" o lo que es lo mismo "china cachonda". 
Así nació 'Hey Baby', el videojuego que tanto está dando de qué hablar en EEUU por la violencia que la heroína emplea con los piropeadores machistas o agresores sexuales de mayor o menor nivel.
La protagonista y/o jugadora se sienta en un parque, camina por las calles de la ciudad armada con una pistola de tamaño XXL con la que mata a los hombres que la interceptan de forma agresiva o grosera, quizá una manera exagerada de responder o una fantasía femenina.
Para los especialistas, más que un juego es un "importante trabajo de interacción social", según publica el '', porque los jugadores son fundamentalmente hombres que se verán reflejados. New York Times.com
Las estadísticas, por su parte, refuerzan la tesis de 'Hey Baby' y de su productora, Suyin Looui, un estudio realizado sobre 800 mujeres reveló que el 99 % de ellas se había sentido agredido en la calle.
En este videojuego, "es un espacio seguro para chicas en la ciudad", afirma Suyin, "una manera ridícula de vengarse, aunque de forma fantástica y reírse de eso". En 'Hey Baby' no puede ganar, porque los agresores aparecen hasta el infinito. ¿Por qué será?