Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Internet para ellas y para ellos o la Red se divide en rosado y azul

¿Llegan a la Web las etiquetas sexistas? Decir eso, quizás sería exagerado, pero lo cierto es que una investigación revela que los hombres y las mujeres se comportan de manera diversa en la Red. Ellas los superan en cantidad, pero son ellos los que dedican más tiempo a navegar. Mientras las chicas se comportan de forma pragmática y van a lo que necesitan, los hombres curiosean de aquí para allá, una evidencia de que las mujeres siguen teniendo menos tiempo para dedicarse a sí mismas.
Las mujeres usan Internet como una extensión de los asuntos domésticos a resolver: pagan las facturas, hacen las compras de la semana y adquieren objetos para la familia, así como electrodomésticos para la casa, según el estudio de eMarketer.
Los hombres internautas hacen compras 'online', pero con mayor relajación. Ellos viven una navegación más despreocupada y tienen tiempo hasta para ser los usuarios más fieles de los vídeos colgados en la Web. Eso sin contar que además les alcanzan las horas para consultar los resultados deportivos y leer las reseñas de los últimos discos en venta.
Las madres se preocupan por buscar información en las webs de salud,  hablan con otras internautas sobre los hijos y comparten sus preocupaciones pedagógicas en los foros. Son, precisamente, las mujeres las que más usan las redes sociales, mientras ellos optan por los portales de intercambio de vídeos, ellas prefieren la comunicación verbal.
El tema económico deshace todos los anteriores estereotipos. Ambos, hombres y mujeres chequean sus cuentas bancarias en la Red y controlan los gastos realizados con las tarjetas de crédito. Sin embargo, mientras los chicos vigilan las acciones y títulos, las chicas usan la Web para buscar trabajo y mejorar su posición profesional.
El estudio refleja que las mujeres, entre todas las obligaciones cotidianas, siguen disponiendo de menos tiempo para dedicarse a sus propias pasiones y eso no es un asunto que concierna a Internet. Este es sólo un resultado.ZA