Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Telefónica valora aumentar su presencia en Telecom Italia, según WSJ

Telefónica estudia la posibilidad de incrementar su presencia en el capital de Telecom Italia en el contexto de la reforma en curso de la estructura accionarial de la operadora italiana, después de que no hayan dado resultado los recientes intentos de atraer a otros "pesos pesados" del sector, según informa The Wall Street Journal.
El futuro de la endeudada compañía italiana pende de un hilo, según el periódico, ya que el pacto que vincula a Telefónica y otros accionistas estratégicos de Telecom Italia puede ser disuelto el próximo 28 de septiembre.
Esta circunstancia ha provocado que los accionistas que planean desprenderse de sus títulos hayan tanteado a operadoras como la estadounidense AT&T, América Móvil, controlada por el multimillonario mexicano Carlos Slim, o al magnate egipcio Naguib Sawiris.
Sin embargo, estos intentos han fracasado hasta la fecha, según fuentes familiarizadas con la situación, bien por el escaso interés de las partes o por el temor a la oposición del Gobierno italiano.
"Eso deja a Telefónica tratando de decidir si mantiene su participación actual o la eleva mediante el ajuste de la de otros socios principales", señala el periódico, que se hace eco de las especulaciones respecto a la posibilidad de que la compañía española opte por una fusión con Telecom Italia, aunque dos fuentes conocedoras de la situación indicaron que tal desenlace "es improbable".
En este sentido, el rotativo apunta que tanto Telecom Italia como Telefónica se encuentran ante importantes encrucijadas, puesto que la competencia de nuevos y ágiles competidores y la prolongada crisis económica en sus respectivos mercados domésticos han hundido los precios, dificultando el servicio de sus deudas.
LA LIQUIDEZ DE VODAFONE
Asimismo, acontecimientos recientes han incrementado la presión, apunta 'TWSJ', que recuerda que el acuerdo por el que Verizon Communications pagará 130.000 millones de dólares (99.235 millones de euros) por el 45 por ciento de Vodafone en Verizon Wireless deja al grupo británico con un importante botín.
"Varios ejecutivos de Vodafone han dicho que planean invertir una parte en el mercado italiano, lo que podría hacer la vida aún más difícil para Telecom Italia, cuyos 29.000 millones de euros de deuda y pobres resultados financieros ponen en riesgo de sufrir una rebaja de calificación a bono basura", añade.
El 'holding' Telco es el principal accionista de Telecom Italia con un 22 por ciento. A su vez, Telco está controlado por los bancos Intesa Sanpaolo y Mediobanca, con un 11,6 por ciento cada uno, la aseguradora Assicurazioni Generali, con un 31 por ciento, y Telefónica, con el 46 por ciento.
Estas compañías mantienen un pacto que les ofrece la opción de rescindir el acuerdo hasta el próximo 28 de septiembre. Mediobanca ya ha anunciado su intención de vender sus acciones, mientras representantes de Intesa y Generali indicaron su intención de esperar a conocer las propuestas de futuro planteadas por el consejero delegado de Telecom Italia, Franco Bernabe, antes de tomar decisiones al respecto.
Por su parte, según fuentes conocedoras, Telefónica habría iniciado los contactos con otros accionistas sobre cómo reestructurar la propiedad de Telecom Italia, aunque la operadora española se ve constreñida por su elevada deuda y no estaría interesada en hacerse con el control pleno de la compañía transalpina.
"En su lugar, una opción sería la adquisición progresiva de otros paquetes accionariales a lo largo de una serie de años", indicaron dos personas próximas a la situación, aunque una de estas fuentes advirtió de que las partes aún estaban bastante lejos de alcanzar un acuerdo.
El consejo de Telecom Italia se reunirá el próximo 19 de septiembre, cuando se espera que Franco Bernabe ofrezca una actualización de la estrategia y situación financiera de la compañía italiana.