Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La diversidad percibida en los barrios se relaciona con más prejuicios

Las personas que piensan que viven en vecindarios diversos son menos propensas a aceptar a los grupos étnicos minoritarios, según concluye un proyecto internacional de investigación liderado por la Universidad de Sheffield, en Reino Unido.
La doctora Aneta Piekut, del Instituto de Métodos Sheffield, y el profesor Gill Valentine, vicerector de Ciencias Sociales, investigaron cómo las actitudes hacia los grupos étnicos minoritarios están vinculadas con la diversidad real y percibida mediante la realización de un estudio de las comunidades en Leeds, Reino Unido, y Varsovia, Polonia.
El trabajo, publicado este martes en 'European Sociological Review', analizó la relación entre la diversidad y actitudes en un nivel muy local, preguntando a los encuestados que evaluaron el nivel de diversidad en su vecindario para ver cómo de alineadas estaban sus percepciones con la realidad.
La encuesta de 1.036 residentes en Leeds y 1.179 en Varsovia reveló que la diversidad étnica real de un barrio no tienen un efecto negativo sobre qué piensa la gente hacia los grupos étnicos minoritarios, sino que las personas que viven en zonas de Leeds con una mayor proporción de residentes británicos no blancos expresaron una actitud más favorable hacia los inmigrantes y refugiados.
Sin embargo, el nivel de diversidad percibida se relaciona negativamente con las actitudes hacia los grupos étnicos minoritarios. En Leeds y Varsovia, las personas que perciben sus zonas residenciales inmediatas como más diversas tenían más prejuicios.
LA PERCEPCIÓN DE LA DIVERSIDAD, MÁS IMPORTANTE QUE LA REALIDAD
En Leeds, los grupos étnicos socialmente más abiertos hacia la minoría eran los que viven en lugares étnicamente diversos, pero que no perciben sus vecindarios como tan diversos. En Varsovia, los resultados no fueron concluyentes, pero había alguna evidencia de que la menor aceptación de las minorías étnicas era en residentes de barrios homogéneos que pensaban que eran lugares muy diversos.
Piekut subraya: "La diversidad y percepción real funcionan de manera diferente. Los residentes de los barrios étnicamente mixtos en Leeds y los que tienen contacto diario con personas de origen étnico minoritario en ambas ciudades son más tolerantes hacia ellos. Sin embargo, los que 'ven' su barrio muy diverso --sin importar si realmente lo era o no-- tienen más prejuicios".
Utilizando datos de censos de los barrios de Leeds de 2001 y 2011, el análisis estudió si la relación negativa entre la diversidad y las actitudes que se percibe es la misma en toda la ciudad, o si depende de las características de los barrios. "Nuestro estudio demuestra que las percepciones de diversidad son espaciales y temporales; dependen del contexto del barrio y los cambios recientes en la zona de vida inmediata", destaca Piekut.
Las personas con más prejuicios hacia los grupos étnicos minoritarios eran las que expresaron una alta percepción de diversidad y viven en zonas con una afluencia alta reciente de minorías de "otros blancos" y origen étnico "mixto", así como áreas con reciente deterioro de las condiciones de vida en su barrio.
En el documento, se emplearon métodos cuantitativos de ciencias sociales para hablar de temas delicados y difíciles. "Quisimos comenzar una discusión acerca de por qué la gente ve la diversidad de manera diferente", explica Piekut.