Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Esther Aranda presenta su disco: "Ya no canto tan mal como en Operación Triunfo"

Está orgullosa del trabajo que ha realizado. Un disco de diez canciones que, según ha adelantado a Jordi González en 'La Noria', "suena muy bien y tiene una producción bastante buena", aunque no ha compuesto ni la música ni la letra de ninguno de los temas. De hecho, ha revelado también que su carrera marcha tan bien que ya ha recuperado más de la mitad de lo que se ha gastado en grabar este álbum. Aunque como le ha dicho a Pepe Calabuig, "parte del dinero de interviú se ha ido para el disco".
Su alegría es manifiesta. No en vano, ha atravesado por épocas bastante malas en las que, tal y como ha explicado, se sintió engañada porque tuvo "serios problemas con la gente de mi alrededor, problemas de abogados y tal, porque te ven joven y se creen que eres tonta".
La mano 'al cuello' de Risto
Pero ahora vive un momento dulce y, paradójicamente, cree que es en buena parte debido a la publicidad que le hizo Risto Mejide atacándola sin cuarten el Operación Triunfo: "He tenido repercusión mediática gracias a Risto y se lo agradezco". No hay que olvidar que el polémico jurado de Operación Triunfo la bautizó como "Barby Alaridos".
Además, la cantante ha dicho que ya se lleva mejor con Risto: "He hablado con él en un par de ocasiones y no tiene nada absolutamente que ver con cómo es en Operación Triunfo. Me parece un gran publicista".
Ahora Esther cree que toda aquella animadversión estaba justificada en parte: "Mi problema con Operación Triunfo es que jamás me había subido a un escenario, ahora hoy por hoy me he subido a muchos y tengo tablas, de hecho, me van saliendo bolos".
 
Y todo ello pese a los inconvenientes. Hace tiempo apareció una posible portada para su disco en Internet que estaba tan mal diseñada que se convirtió en la comidilla de los internautas: "Yo cogí al diseñador y le dije: ¿Y esto qué es? ¿No me merezco yo una portada en condiciones?", ha contado.