Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

¿Racismo o drogas?

Drástico finalTELECINCO.ES
Charlie Crews deberá enfretnarse a estas dos hipótesis para resolver un nuevo caso. Dos jóvenes persas aparecen asesinados en las neveras de una gasolinera mientras un tercero es secuestrado.
La madre del joven secuestrado afirma que su hijo es "un buen chico, buen hijo y estudiante" pero Crews cree que también tiene algo que ver en el caso. Por otro lado, descubre que la dueña de la gasolinera donde aparecen los cuerpos, es también la madre del chico que ha secuestrado a Amir, Jeffrey Farmer.
Su hijo empezó a desarrollar durante la adolescencia un intenso odio hacia los inmigrantes. Poco a poco se alejó de su madre y desapareció. Así, la madre asegura que él y sus hijos son "unos locos del surf, viven en una camioneta".
Finalmente, una llamada desvela el verdadero motivo del secuestro: drogas y dinero. Los secuestradores piden el dinero procedente del tráfico de drogas que, supuestamente, guardaba Amir. Pero la forma de encontrarlo fue más difícil de lo que parecía, se encontraba en el nivel 10 de "Prince of Persia", un complicado videojuego.
Pero el dinero no será la verdadera razón y es que la madre de Jeffrey había dado todo su cariño a Amir cuando su hijo se alejó de ella. Por ello, Jeffrey no sólo quería el dinero sino lo que más preciaba, el cariño perdido de su madre y que esta estaba dando por completo a su amigo Amir.
Una vez más, Charlie Crews tuvo que utilizar todo su talento como negociador basándose en el zen para disuadir a Jeffrey de cometer un asesinato más.