Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Tuppersquestions

"Las lesbianas también follan". Así de rotunda comienza Silvia, una abogada andaluza de 24 años, y ante el silencio general creado y la carcajada posterior, ella misma argumenta el tono tajante de su frase: "No sé si esto queda muy bien decirlo así para un repor, me ha salido demasiado espontáneo, pero es que hay que repetirlo aunque parezca una obviedad. Aún hay mucha gente, por suerte cada vez menos, que se cree que no tenemos deseo sexual o que, como no hay un pene, esto es sexo a medias". El resto asiente: Disfrutan del sexo. Tanto o tan poco como cualquiera que vive su sexualidad sin complejos. Estamos en una reunión de cuatro chicas a las que les gustan las chicas, organizado por telecinco.es en un castizo bar de Tribunal. El debate y el buen rollo están servidos.
Pero vayamos por partes. ¿Cómo dar consejos para un buen sexo lésbico sin caer en los tópicos y sin decir obviedades? La psicóloga del grupo, Laura (30), intenta responder: "Está claro que cada uno es un mundo, sobre todo a la hora de experimentar, pero hay pautas que más o menos se repiten y que funcionan, como la naturalidad, acariciar sintiendo a la otra persona o recordar tus zonas erógenas para luego aplicarlas en tu pareja, preguntando si a ella también le gusta, que lo mismo no. Al final, esto es sentir y usar el método ensayo-error".
Para conocer sus opiniones, que es de lo que se trata, les pasamos a las cuatro (el grupo se completa con Sandra, guía turística madrileña de 25 años, y Ari, diseñadora gráfica catalana de 27) varias preguntas que chicas hetero han formulado. La misma lista será contestada al día siguiente por el psicólogo y sexólogo Carlos de la Cruz, autor del libro "Expectativa de diversidad" y responsable del área de sexología de la Universidad Camilo José Cela de Madrid.
Tres de ellas se han acostado alguna vez con un chico, "en la pubertad, cuando aún no sabes qué te está pasando y estás una época alternando chicos y chicas", según comenta Sandra, pero las tres coinciden en que hay diferencias. "Es lo mismo y distinto a la vez. Los besos son más suaves con las chicas y cuando son pasionales tienen algo más de sensualidad. Y la piel también es más suave, sobre todo, claro, no se te queda la barbilla roja del roce de la barba", añade.1
"Yo no lo sé -admite Silvia-, pero lo que sí sé es que no necesito acostarme con un chico para saber que me gusta acostarme con tías. Es como si yo le pregunto a mi prima hetero que cómo sabe que no es lesbiana si nunca se ha acostado con una mujer. A veces se tiene muy claro desde el principio".
Sexólogo: "Es lo mismo en el sentido de que en una relación erótica se hace lo que se desea con la pareja que se desea. No sé qué hace una pareja heterosexual, ni una homosexual, lo que sí se es que hacen lo que les hace sentir bien".
Sandra responde: "A mí me gusta depiladito entero, si a eso se refiere la pregunta". Tras las risas, Ari precisa: "Tampoco está mal una cosa arreglada y recortada. Tuve un rollo que siempre llevaba la depilación brasileña y me parecía súper sexy". Laura remata: "Pues a una de mis ex le gustaba el toque erótico de los ricitos". Silvia: "A mi me da igual, que cada cual elija"
Sexólogo: "Para el placer lo que más influye es sentirse a gusto. La realidad es que la intensidad del placer no varia excesivamente según esté o no depilado el pubis o el resto del bello corporal. Más bien está en el deseo".
"¿Esto lo han preguntado chicas? Pues que se estudien ellas mismas e intenten reproducirlo... A mi me gusta que primero me acaricien con la mano, en círculos, y luego lengua en el pezón, primero suave y luego con más intensidad. No me gustan los mordiscos", comenta Ari. "Pues a mi sí. En un momento dado de pasión tienen todo el morbazo, como un cachete en el culo", rebate Sandra.
Sexólogo: "No hay una receta. Los pechos de cada mujer son diferentes y también depende del momento. Se trata de aprender técnicas para olvidarlas luego todas. No te estás sacando el carnet de conducir".
Ari se arranca: "Mola notar el aliento caliente antes de que te besen el clítoris y no, no todos saben igual". Laura empieza desde el principio: "Hay que currarse mucho los preliminares, con besos en el interior de los muslos, las ingles, el monte de venus; y luego ya besar suavemente y despacio el clítiris, jugar con la lengua, ir variando de ritmo, incluso llegar a la vagina y penetrar con la lengua. El olor varía según quien y en qué momento del día y del mes esté, pero lo importante es el deseo". Sandra amplía: "Hay un olor, no sé si será de feromonas o de qué, que es muy atractivo, pero hay otro que no: la higiene es importante".2
Sexólogo: "Hacer crecer el deseo. Empezar por el cuello. Todas las partes del cuerpo están conectadas entre sí. No hay trucos, pero desde luego ayuda no sentir que te están haciendo un examen y escuchar las reacciones de tu pareja. Cada persona tiene un olor corporal y también depende de la higiene y del momento menstrual".
"Ni idea, eso es mucho generalizar, aunque supongo que las chicas nos detenemos más en la sensualidad de los roces y las caricias. Esa cosa más voluptuosa y sensual", dice Ari. "A mi me ha descubierto una chica tres cosas que me encantan: Que me chupen detrás de las rodillas, delante de los codos y esto es lo más: que me chupen el dedo gordo del pie y el espacio entre los dedos", confiesa Laura. 
Sexólogo: "No se trata de hacer un concurso entre géneros. Nadie es autodidacta el cien por cien. Hay que ser capaz de comunicarse: Ayuda a tu pareja a encontrar dónde y cómo te gusta. Díselo, no hace falta que sea con palabras".
Sandra: "Sí. A mí me encanta. ". Mi pareja y yo usamos a veces un dildo y un arnés
Ari: "A mi me da un poco igual. Soy muy clitoridiana".
Laura: "Sí".
Silvia: "Depende del momento. No es lo que más me pone". 
Sexólogo: "A algunas sí. Hay muchos prejuicios en este tema, no tiene nada que ver con que les falte algo, como se dice por ahí despectivamente. Todas las parejas que conozco son completas, eso es lo que hace el deseo. Si les falta el deseo es cuando dejan de ser completas".3
Las cuatro coinciden en que sí, pero en que ahí cada cual es más suyo.
Laura amplía: "Una amiga mía siemprerecomienda y sacártelas cuando estás a punto de tener un orgasmo".  usar bolas chinas
Sexólogo: "Como cualquier pareja que esté de acuerdo en practicarlo".
Ari: "En algunas parejas se podría decir que una hace más de chica (femme) y la otra de chico (buch), pero tiene algo de estereotipo que no me gusta. Además es falso, en la mayoría la iniciativa se va alternando".
Sandra: "No creo en los roles entendidos como que la chica sólo hace esto y el chico lo otro". 
Sexólogo: "En todas las parejas hay roles, lo erróneo es identificar el rol activo y dominante con el masculino y el pasivo con el femenino. Se suelen alternar hasta en las parejas heterosexuales".
Sandra: "El , aunque la primera vez que te lo pones la imagen resulta un poco chocante, luego te acostumbras. Es como un dildo sólo que está sujeto y lo bueno es que te permite tener las manos libres para acariciar". arnés
Ari: "Los Lo malo es el ruido. A mi chica le molesta mucho, así que ponemos música". vibradores .
Laura: "Unos dedades que incorporan un poco de vibración".
Silvia lanza un mensaje a quien quiera recogerlo: "No he usado ninguno. Me va más el rollo aceite, masaje y piel, pero estoy abierta a propuestas".
 
  • ¿Es lo mismo que con un chico?
  • ¿Cómo hay que depilarse?
  • ¿Cómo se estimulan bien los pechos?
  • ¿Hay trucos para hacer un buen cunilingus? ¿Saben todos igual?
  • ¿Cuáles son los lugares que nunca encontraría un hombre?
  • ¿A las lesbianas les gusta la penetración?
  • ¿Las lesbianas practican sexo anal?
  • ¿Es verdad que hay roles?
  • ¿Qué juguete erótico recomendaríais?