Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La herencia de Rocío Jurado provoca fisuras entre los Mohedano

El enfrentamiento de la familia puede estar próximotelecinco.es
Hace más de un año, la herencia de 'La más grande' quedó repartida. Sin embargo, los problemas que este asunto ha provocado en el seno de la familia Mohedano desde la muerte de la cantante, vuelven a reaparecer. Ahora es José Antonio Rodríguez, cuñado de Rocío, quien denuncia supuestas irregularidades en el reparto y amenaza con destapar todos los secretos familiares que se han intentado ocultar.
 
 
Pero el foco de todos los problemas se encuentra en la finca 'Los Naranjos', situada también en el mismo municipio gaditano. Aunque en principio el terreno iba a pertenecer a Gloria y Amador, posteriormente se supo que debían compartirlo con los tres hijos de Rocío. Algo que, al parecer, provocó las quejas que hoy manifiesta José Antonio Rodríguez. El cuñado de la chipionera ha dejado claro que los desacuerdos intentarán solucionarse en el ámbito familiar pero, de no conseguirlo, amenaza con airear todo lo que se ha ocultado hasta ahora.
"Nunca va a haber pique entre las familias", "ha quedado perfecto", "todo arreglado a gusto de todos" o "estamos todos contentos" son expresiones con las que diferentes miembros de la familia Mohedano se refirieron al reparto de la herencia en el pasado. Sin embargo, la aparición de José Antonio ante las cámaras pone en duda que dichas declaraciones fuesen ciertas.
Antonio Rossi y Pepa Jiménez defienden posturas opuestas
Parece que los dos colaboradores de 'Está pasando' se han puesto de acuerdo y han trasladado la polémica del reparto al plató. Pepa no ha dudado en ponerse del lado de los hijos de 'La más grande' y ha anunciado que Rocío Carrasco no entiende nada de lo que su tío ha manifestado en el programa. Por su parte, Rossi apoya a los hermanos de la cantante e insinúa que éstos podrían haber sido víctimas de los intereses de su famosa sobrina.
El periodista apunta que "la voluntad de Rocío no se cumple", ya que la tonadillera pretendía dejar una cosa a sus hermanos, pero no pueden disfrutar de ella plenamente. Con sus palabras se refiere a la finca 'Los Naranjos' que, tras ser recalificada próximamente por el Ayuntamiento de Chipiona, podría incrementar enormemente su valor. Y es ahí donde surge la polémica: según Rossi, el hecho de que los hijos de la Jurado participen de la propiedad de un terreno que no les correspondía, se debe a que en el futuro pueden obtener de él rendimientos mayores de lo que se esperaba.
Pepa Jiménez, en cambio, apunta que todo fue una decisión de la albacea y desmiente la supuesta estrategia denunciada por el colaborador. Asimismo, insinúa que José Antonio es un interesado y le invita a que acuda a los Tribunales para denunciar su situación, en lugar de amenazar a través de los medios de comunicación. A pesar de la férrea crítica de la periodista, todo hace pensar que el esposo de Gloria Mohedano emprenderá acciones legales para impugnar el testamento o para retocar la parte que le corresponde.
El resto de familiares guardan silencio
Al ser preguntados por los problemas del reparto de los bienes de Rocío, tanto Amador como Gloria Mohedano se han mantenido en silencio. Su objetivo es permanecer desvinculados de la polémica en todo momento, al igual que José Ortega Cano. Precisamente, el torero está pasando sus vacaciones y ha anunciado que próximamente podría participar en un conocido concurso de televisión. "Yo de pequeño quería ser bailarín", ha comentado. Ahora, tal vez, pueda cumplir el sueño de su infancia y superar los dos años amargos que han pasado desde la muerte de la cantante.