Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Cristina, la preferida de la madre de Rubén

Rubén ha recibido una visita muy especial, la de su madre Rosi. Quien no ha dudado en mojarse y ser sincera al afirmar que Cristina es su preferida y que Saray no le gusta nada. Cree que piensa demasiado lo que dice y que sus sentimientos hacía Rubén no son sinceros. La pretendienta se ha derrumbado.

Rubén quiso estar en el primer día de Jackie, pero acabó bailando y charlando con su compañera de sillón, Gala. Después de este encuentro, en el que ambos confesaron sin pudor que se gustan, Rubén está dubitativo y tiene que contarles algo a sus chicas. Las pretendientas están molestas porque ven que el tonteo entre Gala y Rubén no cesa, a pesar del toque de atención que ya le dieron a su tronista. Cristina le ha pedido que se olvide de Gala si quiere estar en el trono.
Sus chicas han podido ver todo lo que hizo el tronista  cuando visitó el programa de las chicas. Y también han podido ver unas imágenes donde Rubén abraza y acaricia a una mujer vestida de negro.  Él ha sido sincero al decir que está enamorado de una  mujer. “Madre”, que no se ha enterado de que era una broma, se ha mostrado indignada con la actitud de Rubén.
Por fin ha aparecido en el plató la chica misteriosa de la que Rubén está tan enamorado. Nada más entrar en el plató, Rubén le ha tenido que decir a “madre” que hoy tenía sustituta. Y esa es Rosi, la madre del tronista. Parece que la madre de Aída Nizar seguía sin enterarse de la broma, porque no ha entendido que Rosi era la madre de Rubén. Entre risas, le ha pedido perdón y le ha dicho que está encantada de conocerla. Ha tenido que bajar a darle un abrazo y le ha dicho que Rubén le cae muy bien.
Emma, aprovechando que Rosi estaba en el plató, ha querido saber su opinión sobre el tonteo que tiene su hijo con Gala. Él se lo cuenta todo, y Rosi les ha querido decir a sus pretendientas que tienen que tener claro que Rubén coquetea con todo el mundo porque es algo innato en él. Es así de extrovertido, no lo hace con maldad. Lo que tiene con Gala es algo que no se puede evitar, pero respeta a las chicas que tiene sentadas, afirma Rosi. Como buena madre que es, ha salido en la defensa de su hijo en lo referido al tonteo, cuando Saray le ha explicado que no tendría por qué coquetear con nadie. No entiende que no crean a su hijo, cuando es sincero y demuestra que es un hombre , que si ve a una chica guapa, la mira y ya está. Si hubiera algo más con Gala, Rosi no hubiera dudando en contárselo a sus pretendientas, pero eso no ha pasado.
 
Miriam ha pinchado un poquito a Rosi, que ha querido que se moje y opine sobre las pretendientas de Rubén. No las conoce y ella mira más allá del físico, pero por lo que ha visto se decanta por Cristina, por ser una mujer clara y sincera. Ante estas palabras, Cris no ha dudado en levantarse y darle un beso. Al padre de Rubén, cuando estuvo en el programa, le gustó Saray, pero Rosi cree que la eligió para él, no para su hijo. De Olga cree que, por la edad, no van a llegar a nada porque Rubén no está preparado para ser padre ahora, y cuando lo esté, a Olga ya se le habrá pasado el arroz. Así de clara es Rosi, que no se corta un pelo en decir lo que piensa, y por eso le gusta Cristina. Rubén ha querido apoyar a su pretendienta tirándole piropos y diciéndole que está encantado con ella y los problemas del futuro ya vendrán. A Rosi le mosquea que Saray sea tan calladita, porque no sabe qué esta pensando. Por alusión, la pretendienta ha contestado que ella prefiere pensar lo que va a decir, para evitar arrepentimientos. Y eso a Rubén le gusta.
Para terminar, el consejo de Rosi, con pullita incluida. Que se olviden de ser amigas, y que cuando se conquista de verdad, aunque muchas no estén ahí para eso, como cree que es Saray, lo hagan de corazón.
Ojo con Rosi, que tiene para todos. También ha tenido para Angui, que no sabe si las críticas a Rubén realmente las piensa o está enamorado de él. El hecho de que a su ex marido le gustara Saray no condiciona su pensamiento, es más, prefiere que se vaya con él antes que con su hijo. A Saray, que Rubén haya aplaudido el comentario de su madre, no le ha gustado un pelo. Pero Rubén ha querido dejar claro que una cosa es la opinión de su madre, y otra la suya.
Rosi ha contestado a todas las preguntas que le han hecho y se ha mojado. Como broche final, la cita con Saray. Rosi ha querido dejar claro que no tiene nada en contra de Saray porque no la conoce y simplemente ha dado su opinión. Además, al ver que Saray se había derrumbado, no ha dudado en sacarla a bailar y en comentarle que es su hijo el que elige a sus novias. Rubén le ha contado que a su anterior novia no la soportaba y la trató estupendamente. Rosi le ha asegurado que si ella es la elegida de Rubén, la tratará como a una hija, al mismo tiempo que se ha levantado y le ha dado un abrazo.