Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Virginia, a Jackie: "Te crees la reina del mambo y no aguantas que te digan que no"

Jackie ha perdido la seguridad en ella misma. Siente celos de Noel y Gala, y se ha tomado muy mal que Carra no quiera seguir conociéndola. Los ganchos creen que Jackie se cree la reina del mambo y no soporta que un hombre le de un “no” por respuesta.

Jackie llegó al trono con un corazón en la mano y asegurando que su corazón estaba muy triste.  Sus pretendientes no eran lo que ella estaba buscando, Nico no estaba y otro de ellos le había decepcionado. Emma le explicó que Nico había avisado con mucho tiempo que no iba  a poder asistir al programa por motivos laborales, pero a Jackie no le pareció una excusa contundente.
El pretendiente quiso entrar por teléfono para explicar a su tronista que su jefa estaba de vacaciones y que no había podido cambiar el turno para asistir al programa. Jackie estaba muy rara y comenzó a preguntarle las horas que trabajaba a la semana, cual era su lugar de trabajo… Una reacción que no tenía mucho sentido en los tiempos que corren y que escondía la verdadera razón. Ante esta situación, Miriam decidió explicar lo que le sucedía a Jackie. Según la asesora del amor durante la cita que habían tenido, a Nico se le había escapado un cachito de patata de la boca y le había dado a la tronista en la cara. Algo que hizo que a Jackie se le cortara el rollo y comenzara a ver a Nico con otros ojos. Después de las risas que provocó esta información, Jackie explicó que lo consideraba una falta de educación y que no sabía si lo iba a poder pasar por alto. Los presentes, sobre todo Pipi, no daban crédito a esta reacción y Jackie terminó asegurando que Nico le seguía gustando y que esperaba verle en el plató el próximo día. Por un momento pensamos que Nico ya no iba a volver a ser su pretendiente.
Nico quiso saber si su tronista ya había elegido favorito, pero él no optaba al título porque no estaba en plató. Jackie se lo pensó mucho y terminó dándole el cartel a Sergio cuando en realidad se lo quería dar a Noel. El cambio se debía a que Sergio tenía una confidencia sobre ‘Mojo Picón’: antes de comenzar su cita con Jackie había estado hablando y enviándose fotos con Gala. Noel explicó que era porque Gala había tenido el accidente y quería saber como estaba, pero lo que vio Sergio no era exactamente eso. Noel no dudó en irse a buscar su teléfono para que Jackie pudiera ver las conversaciones que mantenía con Gala. Pero para la tronista, esas conversaciones eran un tonteo que a ella no le gustaba. Se podía interesar  por el estado de salud de Gala, pero no entendía porque tenía que enviarse fotos y menos hablar de Kiko.
Noel no paraba de explicarle que entre Gal a y él ya no existía nada más que una simple amistad, pero Jackie no estaba dispuesta a soportar una situación así y pidió que Noel abandonara el plató para poder pensar.  Jackie no estaba atravesando su mejor momento en el trono.
Minutos después, Carra pidió hablar pero no sabía si tenía que hacerlo antes o después de que vieran sus citas con la tronista. Emma le pidió que esperara a ver como habían ido las citas y así fue. En las citas los jóvenes parecieron congeniar a la perfección, pero la cosa cambió en plató. Jackie explicó que necesitaba que Carra fuera un poco más divertido porque se había aburrido un poco en las citas y Raúl explicó que había visto cosas de Jackie que no le gustaban y que había decidido abandonar el programa porque él había venido a buscar el amor y creía que con Jackie no lo iba a conseguir.  La tronista se molestó mucho y comenzó a decir que lo estaba diciendo porque sabía que le iba a expulsar, estaba convencida de que Carra había dicho esto porque sabía que le iba a expulsar.  Su enfado aumentaba por momentos asegurando que ella había sido muy educada con el pretendiente al no expulsarle tras su primera cita. Le estaba sentado fatal que Carra decidiera abandonar.
Carra intentó explicar que simplemente había visto detalles de la personalidad de Jackie que no le gustaban y que por eso había decidido abandonar el programa porque él no estaba allí por motivos económicos, nada más llegar explicó que iba a donar todo el dinero que consiguiera. Miriam tampoco creía que Carra estuviera siendo sincero y le insistió para que explicara cuales eran los detalles que no le habían gustado. El pretendiente no quería pero terminó contando que Jackie había tirado por la ventanilla del coche una bandeja con resto de fruta al terminar su primera cita y que durante la segundo no dudó en tirar una botella de plástico en mitad de un parque. “No mientas, no mientas”, aseguraba Jackie poniéndose de pie en dirección al pretendiente.
La tronista explicó que ella entró comiendo al coche de producción y el conductor le pidió que dejara de comer y tirara todo lo que tenía en las manos para no ensuciarle el coche. Ella no lo quería tirar por la ventanilla, pero el enfado del conductor le forzó a deshacerse de ello lo más rápido posible y el episodio de la botella lo negó en rotundo. Carra no quiso entrar en la discusión e insinuó que ella sola estaba demostrando una forma de ser que no le gustaba nada. De repente, la conversación subió muchísimo de tono y Virginia no dudó en pedir la palabra para decirle a Jackie que se estaba contradicción y que tenía un problema: “Te crees un poquito la reina del mambo y tienes un problema porque no soportas que te digan que no”.
 Incluso Miriam, se dejó llevar por la amistad que siente por Jackie e increpó al pretendiente asegurando que se había sentido rechazado porque la tronista le había llamado aburrido y había soltado “toda la mierda” que tenía guardada. Pipi y los presentes no daban crédito a esta situación tan surrealista y no dudaron en decirle a Miriam que las cosas no habían sucedido así. Carrá se marchó a su casa y tronista y asesora siguieron convencidas de que su versión de los hechos era la correcta.