Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Rubén Poveda: "Aguasantas y Alessandro han tenido un roce que ambos niegan"

El extronista ha regresado a 'Mujeres y hombres' para enseñar una supuesta conversación de Alessandro con un amigo suyo que demostraría que la tronista se sentó en el trono mintiendo al negar que tuvo una relación sentimental con el exgranhermano.

Rubén Poveda ha entrado en plató con una carpeta en la mano y asegurando que él se caracteriza por ser un "tipo serio" y que traía una información que podía hacer tambalearse el trono de Aguasantas. La tronista estaba muy tranquila y ha comentado que quería ver las pruebas que tenía porque ella no había mentido. Además, de Rubén, Alessandro Livi el exgranhermano acusado de haber tenido una relación con la tronista, también estaba preparado para entrar al plató y a Aguasantas no le ha pillado por sorpresa.
El extronista ha contado que tenía entre sus manos una conversación que le habían facilitado de un amigo suyo del mundo de la noche y de Alessandro Livi, también amigo suyo. Rubén ha intentado explicar lo que ponía en dicha conversación, pero le han pedido que fuera al grano porque parecía que la conversación dejaba las cosas claras. En la supuesta conversación, Alessandro se refería a Aguasantas como "la gitanita", decía que Belén Esteban se había ido de la lengua al contar que había tenido algo con la tronista e incluso, le pedía a su amigo ayuda para verse en el reservado de una discoteca y que no les volvieran a pillar.
Rubén no puede probar al cien por cien que la conversación sea cierta, pero su intuición le dice que Aguasantas y Alessandro han tenido algo, y que pueden seguir manteniendo una relación más allá de la amistad. La tronista estaba muy tranquila porque para sus pretendientes y muchos de los presentes, la conversación que traía Rubén era poco creíble. Emma ha querido saber qué pensaba Alessandro, y él en tono de humor ha comentado que esa no era su forma de expresarse y que el guinista de la conversación debería estar en el paro porque era muy mala. El exconcursante de 'GH' está dispuesto a contar toda su verdad y parece muy tranquilo porque asegura no tener nada que ocultar.