Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

María se viste de 'Pretty woman' y Josi se queda prendado con su perfume

Los pretendientes de Liz han hecho verdaderos esfuerzos para contener su reacción al ver a María vestida de rojo, pero sus caras les han delatado. Josi ha intentado ser sincero explicando que le encantaba en perfume de la pretendienta, pero Liz se lo ha tomado muy mal y ha pedido una silla caliente para él.

María ha bajado las escaleras con un precioso vestido rojo emulando a Julia Roberts en la película ‘Pretty woman’ y no solo ha dejado a su tronista atónito, sino que a los pretendientes de Liz se les han hecho los ojos chiribitas. María ha desfilado con mucha elegancia y un punto de picardía que ha tenido sus consecuencias. Era evidente que a los chicos de Liz les había encantado el desfile de María, pero Josi ha querido ser completamente sincero y ha comentado que María además, de estar muy guapa, utilizaba un perfume que le había impactado. Un comentario que ha cambio la actitud de Liz de forma radical.

Liz ha pedido una silla calienta al escuchar a Josi y el pretendiente no lo entendía. Josi ha intentado explicar que a él le gustaban mucho los perfumes y que él de María le había llegado. Algo que podía ser natural, sino fuera que Josi le ha dicho a Liz que él no había sentido que ella oliera a nada especial. Liz se ha enfadado mucho más porque ella es una apasionada de los perfumes y no puede creer que un chico al que supuestamente le gusta, no se haya dado cuenta de cuál es su olor.

La tensión era máxima. Josi había sido sincero y podía estar a punto de la expulsión porque Liz estaba indignada por qué le hubiera gustado el olor de María. Dani ha intentado echarle una mano a su compañero y ha dicho que el perfume de María les había llegado a todos, y Anabel Pantoja le ha dicho a Liz que no tiene nada de malo que uno de sus chicos se fije en una chica bonita y diga que huele muy bien, pero ese no era el problema para la tronista.

Lo que a Liz le ha molestado realmente es que Josi hubiera dicho que ella no olía a nada y que en tres meses no se hubiera percatado de cuál era su perfume, cuando ella utiliza el perfume de un diseñador español que no deja indiferente a nadie. Josi estaba muy nervioso y ha querido aclarar que él no había dicho que Liz oliera mal, sino que su perfume no le había llamado la atención. Un ataque de celos que ha terminado quedando en nada y que ha llevado a la dirección del programa a autorizar las citas entre pretendientes y pretendientas, para evitar que se puedan saltar las normas teniendo relaciones en los hoteles dónde coinciden.