Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Lukas, a Yéssica: “He sido un auténtico cobarde al no decírtelo a ti y hacerlo así”

Yéssica ha estallado contra Lukas al escucharle contarle a Jezabel en una cita que no soporta que le huela el aliento cuando le besa. Un comentario que Lukas ha calificado de "error" y "cobardía", pero ha estado a punto de dejarle sin su pretendienta más veterana.

A Yéssica ya se lo habían contado, pero cuando lo ha escuchado ella misma, ha tenido claro que su historia con Lukas había terminado para siempre. La pretendienta se ha puesto en pie, muy nerviosa y decepcionada, pero ha intentado tranquilizarse para decirle al tronista que le parecía una falta de respeto horrible que le hubiera dicho a Jezabel que a ella le huele el aliento. Yéssica no se merece algo así y le ha recordado a Lukas lo que hizo por él y que siempre le ha dicho que la iba a cuidar: "¿Así cuidas tú a las personas?", le ha preguntado. Lukas ha escuchado muy atento a Yéssica y ha reconocido que había cometido un error, que eso no lo hace un caballero y que no debería haberlo hecho pero también le ha dejado claro que seguía teniendo ganas de besarla de nuevo. "Es una pena", ha asegurado Yéssica, quién no quiere volver a besar a Lukas en la vida y que lo único que pretende es perderle de vista. Una actitud ante la que Lukas se ha quedado quieto y ha dejado marchar a la que fuera su única pretendienta.
Aunque en un principio se ha mostrado muy reacio a ello, Lukas se ha puesto en pie al ver que Yéssica iba a salir del plató y ha intentado por todos los medios que le perdonara por su gran error. "Yo también tengo mal aliento algunos días", "Ha sido un resbalón", "por favor perdóname", "no quiero que te vayas"... Lukas lo ha intentado de todas las formas posibles e incluso le ha dicho a Yéssica que esto le había servido para aprender una gran lección, pero ella estaba indignadísima y le ha dicho que su perdón lo tenía, pero que su paso por 'Mujeres y hombres' había terminado. Esa falta de respeto, no la puede consentir.
Después de unos minutos de súplica, Lukas ha tenido claro que no se iba a arrastrar detrás de nadie porque su había cometido un error, pero no había matado a nadie. Sin embargo, al ver a Yéssica completamente rota junto a una compañera del equipo, el tronista ha vuelto a intentar que la pretendienta le perdonara y le diera una nueva oportunidad. El tronista ha asegurado que a él también le huele el aliento y que fue un cobarde al no decírselo a ella y contárselo a Jezabel en la cita, pero que el mal estaba hecho y que aunque le encantaría, no podía dar marcha atrás. Yéssica seguía muy convencida de su decisión y Jezabel ha pedido la palabra para intentar justificar a su tronista, pero ha vuelto a salir a la luz que Yéssica es la pretendienta que salvó el trono de Lukas y la actitud que ha mostrado ella, no le ha gustado nada a Lukas. La situación iba de mal en peor y Emma ha querido recordarles lo bien que se lo pasaron en su último encuentro.
Al ver su quinta cita y recibir un beso en plató de su tronista en plató, Yéssica ha tenido claro que se tenía que quedar en el programa aunque solo fuera para no darle el gusto a sus rivales de tirar la toalla. Una actitud que ha sido criticada por el resto de pretendientas, quiénes aseguran que ellas se hubieran marchado, pero a Yéssica le ha dado igual. A ella le gusta Lukas y va a luchar hasta el final. Carolina es la única que ha entendido la reacción de Yéssica, pero ha querido cambiar el tema de conversación y le ha pedido una cita sin cámaras a su tronista para hacerlo. Sin embargo, Lukas ha explicado que la cita sin cámaras la iba a tener con Yéssica, que era con quien realmente le apetecía tenerla.