Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Alicia: "¿Se te ha hecho corto?", Raúl: "Siempre"

Raúl quiso tener una nueva cita con Alicia después de que la pretendienta se pusiera a llorar en plató tras un enfrentamiento con Elsa. Alicia ha dejado de su preferida y era necesario que ambos charlaran sobre lo sucedido. El tronista necesita que Alicia le muestre su cara más loca y comprobar que no son demasiado parecidos para estar juntos. Por el momento, no sabemos con quien se quedará Raúl pero, si sabemos que Alicia y Elsa ya no se dirigen la palabra.
También quiso dejar claro que no pensaba volver a tener ningún tipo de relación con Elsa
los rumores del foro que la tachan de siniestra
 
Emma, que no terminaba de confiar en que las chicas fueran a estar mucho tiempo sin hablarse quiso dar paso a la cita para ver como se encontraba Alicia después de su bajón.
 
Alicia quiso hacer algo distinto con Raúl y le llevó a la montaña a practicar deportes de aventura. Una idea que ilusionó a Raúl porque necesitaba ver la cara más loca de su pretendienta. Los jóvenes cruzaron el puente tibetano y se dejaron llevar por la aventura pero, no era el mejor día de la joven y no se mostró tal y como es.
 
 
 
Ya separados, Raúl comentó que le daba miedo que Alicia fuera tan parecida a él, mientras que Alicia asegura que seguía dando pasitos hacía delante con su tronista y temía que él no lo estuviera haciendo al mismo tiempo.
 
Una vez más, la cita se convirtió en una conversación sensata y sincera entre ambos. Raúl quiso saber como se encontraba y . A la madrileña no le hace ninguna gracia que ya no sea la preferida de su tronista y se sintió mal al ver que Raúl le daba a su beso menos importancia de la que tenía. Raúl quiso tranquilizarla y le aseguró que ella seguía en la misma posición y eran las otras las que habían avanzado en su corazón. Además, de repetirle que el beso le había encantado. Alicia le aseguró que estaba mal
 
El músico sabe que Alicia es una persona muy especial y que está muy a gusto con ella pero, necesita conocerla en otros aspectos. Raúl no necesita que su próxima cita sea en lo alto de la torre. "Yo soy un chico de hamburgueserías", comentó el tronista. Y es que, Raúl se conforma con pasar un buen rato con ella tomando unas cañas. Cuando se estaban despidiendo, Alicia preguntó: "¿Se te ha hecho corto?" y Raúl contestó: "Siempre". Contestación que consiguió sacar una sonrisa a la pretendienta en un día muy complicado.