Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Antonio: "Con Luz tengo una conexión muy espiritual"

La sexta cita de Antonio y Luz fue muy divertida. El tronista quiso tener una experiencia diferente con su pretendienta y la invitó a hacer un viaje muy especial junto a él. Con los ojos cerrados y las manos unidas, tronista y pretendiente, se fueron a hacer submarinismo al Mar Rojo, una experiencia que, aunque extraña, los unió mucho más.
Luz estaba esperando a su tronista sin saber qué le esperaba en su sexta cita con él. La pretendienta estaba tan nerviosa que la presencia de su tronista hizo que le diera mucho calor, algo que aprovechó Antonio para decirle: "Quítate la chaqueta que así estás mejor, que te vea yo el tipín", pero esto en vez de tranquilizarla la puso algo más nerviosa.
Antonio quiso saber si a Luz le gustaba viajar, y cuando ella le dijo que sí, el torero le propuso hacer un viaje espiritual hasta Egipto para hacer submarinismo en el Mar Rojo. Así, con los ojos cerrados y las manos unidas, empezaron su viaje. Primero se dieron una vueltecita rápida por las pirámides para luego terminar nadando entre tortugas.
La experiencia, todo hay que decirlo, la vivió Luz mucho más intensamente, ya que el tronista hizo trampa varias veces abriendo los ojos y volviendo a la realidad, aunque eso sí, los volvió a cerrar para que Luz le diera un último abrazo en Egipto. Como era lógico, Luz le dijo a Antonio que estaba algo loco, pero el tronista le respondió, con cierta razón: "Yo estoy como una cabra pero tú me sigues", le contestó entre risas.
Aún con los ojos cerrados, Luz se quedó pegadita a Antonio, por lo que el chico, con dulzura, le dijo: "Te siento muy cerca", y aunque hubo un par de miradas que anunciaban un beso, al final, se quedó en un nuevo abrazo.
Tras la cita, Antonio estaba emocionadísimo con su viaje por Egipto junto a la pretendienta: "La cita con Luz ha sido una cita divertida", y añadió: "Con Luz tengo una conexión muy espiritual", aseguró el torero. Para Luz, el encuentro había sido "Un juego de adolescentes", pero le gustó porque no esperaba que el tronista fuera tan juguetón, pero gracias a eso, la chica aseguró: "Ahora mismo me siento más cerca de Antonio".