Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Antonio: "María sigue estando la primera"

La complicidad y el feeling entre Antonio y María era cada vez más evidente. El tronista se sentía muy a gusto con la pretendienta, por eso en esta segunda cita llegaron a hablar, incluso, de niños. María era una chica muy cariñosa, algo que al tronista le gustaba mucho, tanto que no dudó en ofrecerle una tercera cita antes de que terminara la segunda. Además, Antonio afirmó con rotundidad, que María seguía siendo la primera en el ranking de su corazón.
Lo primero que le quiso decir María a Antonio fue que ella le apoyaba en todo, y que le sabía muy mal no haber podido salir en su defensa cuando todos lo atacaban: "Yo te entiendo porque me pongo en tu lugar". También le quiso decir que no entendía porqué cada vez que entraba una nueva pretendienta para Rafa todos lo miraban a él, y que en esas ocasiones, para animarlo le hubiera gustado mucho levantarse y darle un abrazo.
Al escucharla, el tronista no se lo pensó y la invitó a darle ese abrazo que se había quedado guardado. María, encantada, aprovechó para retenerlo en sus brazos todo el tiempo que pudo, y le agradeció que le hubiera dado una segunda cita para poder hablar tranquilamente: "En plató no te puedo hablar, no te puedo tocar, no te puedo decir nada... Por eso me gusta tener citas contigo". Antonio casi no podía ni hablar: "Me pones nervioso, no me salen las palabras".
La pretendienta se quedó algo parada porque no sabía si eso era bueno o malo, pero el tronista se lo aclaró: era muy bueno. Tras esto, y con un tonteo más claro que nunca, se dedicaron entre ellos unos cuantos piropos. Todo era perfecto, peo se complementaban en todo menos en una cosa: María era del Barça y "Del Real Madrid de toda la vida". Ante ese imprevisto, a Antonio le surgió una pregunta: "¿Qué equipación le vamos a comprar a los niños?". Para no entrar en discusión alguna, la pretendienta tuvo una idea: "Que la eligan ellos". Antonio
María , a quien le gustaban muchos los niños, se quedó encantada de que Antonio pensara en un futuro con ella, porque además reconoció que "Desde hace un año y pico, tengo super claro que, encuentre novio o no, quiero ser madre", y claro, con quien mejor que con su tronista para poder cumplir este deseo. Antes de que terminara esta segunda cita, Antonio le quiso hacer una propuesta: "Si quieres, te voy a dar una tercera cita". María aceptó encantada, y con un sentido abrazo se despidieron.
Tras la cita, el tronista confesó que María era muy especial para él, le hacía sentir muy cómodo, y además era muy cariñosa, algo que para Antonio era muy importante. Además, aseguró: "La sigo manteniendo en el ranking en el puesto número uno porque creo que es con la chica que mejor me complemento". aseguró que con Antonio se sentía protegida, y sentía que los abrazos que se habían dado tenían un gran significado para ambos y afirmó: "Me ha hecho mucha ilusión que me pusiera la primera en el ranking y que me diera esta cita, porque no me lo esperaba". María