Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Jenni sobre Dani: "Se le ve super humilde, super buena gente y es lo que quiero yo"

Como buen asturiano,Daniesperaba a su tronista escanciando sidra, algo de lo que Jenni no se libraría porque nadas más encontrarse, el asturiano le enseñaba este díficil arte. Tan díficil que sólo probaron por unos segundos y prefirieron dedicarse a conocerse mejor.
Jenni comenzaba la conversación indagando en las razones de Dani para querer conquistarle, preguntando sobre lo que le ha llamdado la atención de ella. Y el pretendiente tenía clara la respuesta: la sonrisa de la catalana ha sido lo que le ha encandilado. "Luego que eres una chica agradable, buena, sincera", le contaba Dani.
La tronista, aprovechando la sinceridad con la que le describió su pretendiente, le soltaba una declaración no muy agradable: "Pues mira siendo sincera te voy a decir una cosa: venía a la cita sin ganas de tener la cita contigo", pero Jenni le explicaba que con el detalle que tuvo Dani en un programa anterior al regalarle una rosa blanca, ha ganado muchos puntos. "Se te ve super buen chico, me transmites mucha dulzura", le declaraba Jenni a un Dani que mostraba una gran sonrisa.
Tras recibir una de cal y otra de arena, Dani se atrevía a preguntar a su tronista qué lo que busca en chico. La respuesta de Jenni era la siguiente: "Yo busco muchas cosas. Yo busco a mi chico ideal que no existe. Y quien me demuestre que no está ahí por mi, como entre se va a ir a la calle, que lo sepáis", le advertía la tronista entre risas.
Con el paso de los segundos se podía percibir que ambos estaban muy a gusto juntos y a Jenni no le costaba nada sincerarse más: "A mi estos detalles me llenan muchísimo. Igual que la carta de los spaghetti, es una tontería, pero digo 'mira que niño más mono'. El próximo día quiero ver la carta de los spaghettis, pero en plato", le decía con una bonita sonrisa a un Dani que parecía sonrojarse.
Por separado, ambos daban su opinión sobre cómo había ido el encuentro. "La verdad es que venía con bastantes pocas ganas, porque es de los chicos que menos me llamba la atención. Se le ve super humilde, super buena gente y es lo que quiero yo", afirmaba Jenni convencida de sus palabras. Y Dani también demostraba su alegría: "He estado a gusto, la chica parecía contenta, parece que le he sorprendido. La verdad es que me marcho contento para casa".