Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

A Lidia le dio un ataque de ansiedad por no aguantar la presión

Una nueva confidencia se cernía sobre el bando de Ferchu, pero en esta ocasión no era nada malo, sino al revés. Lidia terminó agobiada el programa anterior, y al acabar de grabar le dio un ataque de ansiedad. La Debo lo vio y ha soltado la noticia para echarle una mano. La pretendienta, que no quería contarlo, ha admitido que le pudo la presión tras la discusión con Mamen, pero ha tranquilizado a todos diciendo que ya está bien.
"Yo estoy muy tranquila, aunque quizá sepa lo que es. Pero se lo quería contar yo a Ferchu después en la cita
 
La presentadora ha instado a Ferchu y Lidia a que se sentaran en la mesa camilla para que la pretendienta le dijera lo que tenía que decir a su tronista: "Se me ha roto el coche y mi ex novio me ha vendido el suyo. Tuve que ir a su pueblo para que su padre firmara los papeles y luego le vi a él, para que llevara los papeles a su padre. No es nada, pero como la gente habla mucho, quería contártelo", le ha dicho Lidia a Ferchu.
Pero Emma rápidamente ha anunciado que no era esa confidencia, y ha dado paso a la Debo: "Lidia, explícale a Ferchu porqué te fuiste sola detrás del plató cuando termino el último programa". La pretendienta se ha quedado callada, sin saber qué decir, ya que no se lo esperaba: "Yo no lo quería contar, pero me dio un ataque de ansiedad por lo que pasó aquí. Miriam dijo una cosa de mí que me sentó mal, se me acumularon las críticas de los demás días y la pelea con Mamen y no pude aguantarlo. Cuando me fui a casa, a Arancha la ex pretendienta de Ferchu le puse la cabeza como un bombo porque se lo conté todo", se ha sincerado Lidia.
"No quería decir nada, porque si lloro es por dar pena, y si no lloro por otra cosa", ha continuado, pero ha tenido que para ya que la Debo, Emma y todo el público le ha dado un fuerte aplauso de ánimo y cariño. Para relajar la tensión, Emma ha querido recordarle a Ferchu que por el precio de una confidencia, se había enterado de dos cosas: Por un lado de que su pretendienta lo había pasado mal, y por otro que se había comprado un coche.
 
La presentadora también ha querido saber la opinión de Ferchu sobre lo que estaba oyendo: "La miró para ver que me transmite su explicación, pero yo la creo y me parece bien lo que ha explicado", ha concluido dándola un abrazo y volviendo los dos a sus correspondientes sillas.