Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La 'Prueba de los besos' trae consigo dos expulsiones

Alex debía primero elegir a cuatro chicas con las que quería quedarse seguro.Beatriz, Xenia, Diana, y Joanna eran las cuatro pretendientas que Alex aseguraba a su lado. Meli, Scherezade, y Silvia eran las que debían decidir si darle un beso al tronista, o cómo utilizar esa proximidad que iban a tener con él durante unos instantes. Meli aseguraba que para ella se trataba de una situación forzada para besarle, y que "con un beso que le de no me va a querer más".
Silvia era la primera, y se dirigió decidida hacia el tronista. Esta pretendienta decidió que sí era momento para dejar al tronista impresionado con un determinante beso en los labios. Alex afirmaba haberse quedado "loco, sorprendido". La segunda en este acercamiento atípico al tronista iba a ser Scherezade. La pretendienta se dirigió hacia Alex y decidió darle un beso en la mejilla y un tierno abrazo. Meli, la tercera, le daba un beso muy lento en la mejilla y posteriormente en el cuello mientras le abrazaba.
 
"He sentido proximidad. Una situación especial", así se manifestaba el tronista tras este episodio de los besos. Y en ese momento él era libre para decidir si quería echar a alguna de las tres chicas. Alex decidía que en ese momento se iban a ir dos, "por razones muy sencillas, una no es mi tipo y con la otra veo más amistad". Y además añadía que era algo que "realmente ya lo tenía decidido", que no era cosa de esos besos.
 
Decía en primer momento la que se quedaba, y decidía que esta fuera Silvia. Y acto seguido se dirigía a Meli y a Scherezade, a las que les decía: "Lo hemos pasado bien. Y yo lo que os he dicho siempre, quiero sinceridad y no quiero que perdáis tiempo. Prefiero tener amistad".
 
A Meli el programa le había traído anteriormente otra sorpresa, y es que se había visto en la situación de tener que confesar que durante dos veranos había ejercido como 'streaper'. Y aunque puede que esta noticia haya afectado a la decisión del tronista, él afirmaba que con esto no tenía ningún tipo de problema.