Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Rafa: "Es lo que estoy buscando"

Tras su paso anterior por 'Mujeres y Hombres', como pretendienta de Víctor, Meritxell volvía ahora con más ganas e ilusión que nunca. La chica estaba dispuesta a conquistar a Rafa y para ello empezó siendo muy clara y sincera con él, algo que gustó mucho al tronista, quien terminó diciendo que Meritxell podría ser la chica que le devolviera la ilusión.
"A partir de hoy, confía en mí. Es lo único que te pido y quiero que lo tengas bien claro", así de directa y clara recibió Meritxell a Rafa en su primera cita. El tronista asintió a estas palabras y le preguntó por su niño. Ella, muy orgullosa, le contó que este mes cumplía siete años.
La pretendienta estaba muy contenta de poder conocer a Rafa, tanto que aseguró: "Mi ilusión es conocerte y no voy a dejar a nadie que me la chafe, si no eres tú". Después de todo lo que había vivido con algunas de sus pretendientas, Rafa le dijo que el también estaba dispuesto a conocerla, pero que si surgía algo entre ellos, o ella conocía a alguien, lo único que pedía era honestidad y sinceridad.
 
Meritxell lo tenía muy claro, su objetivo era Rafa y no iba a dejar que nada ni nadie se interpusiera entre ellos, por eso le aseguró que no tenía ninguna razón por la que preocuparse.
 
"Me sabe mal que hayas entrado con ilusión en este momento, porque le confesó el tronista. Y no fue la única, también le dijo que aunque , pero pensándolo bien, terminó viéndolo como algo positivo: "Ya has vivido la experiencia, ya has quemado la etapa". voy con pies de plomo ", al principio le generó dudas el hecho de que ya hubiera estado en el programa
 
Antes de despedirse, Rafa quiso preguntarle algo que para él era muy importante: si era celosa. La pretendienta fue muy clara: "Soy celosa si me dan motivos, pero te digo una cosa, si me dan motivos se termina". Con esta aclaración y un largo abrazo, los chicos se despidieron.
 
Tras la cita, Meritxell aseguró que no era tan cañero como decían. La pretendienta estuvo muy a gusto junto al tronista y, además, su físico le encantaba: "Es un bombón". Tanto le gustaba que tenía muy claro que esta vez venía a por él y a por todas. A Rafa le gustó mucho la cita: "Es una chica encantadora y con las ideas muy claras", y no dudó en afirmar que "Es lo que estoy buscando y quizás me pueda volver a inspirar una seguridad y una ilusión".