Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Rafa: "Estoy empezando a sentir algo serio"

En su quinta cita con Saray, Rafa le confesó que estaba empezando a sentir algo muy especial por ella pero, que le ocurría lo mismo con Raquel. El valenciano aseguró que la situación se le había ido de las manos, nunca pensó sentir tanto por dos de sus pretendientas. Saray sentía lo mismo por él y tras el encuentro no pudo evitar las lágrimas al pensar que todo estaba a punto de llegar a su fin.
Rafa confesó a Saray que se estaba tomando su final muy en serio y que estaba empezando a sentir algo, tanto por ella como por Raquel. Era consciente de que a ellas les sucedía lo mismo, por eso entendía que se hubieran mosqueado con la entrada de las valientes pero, necesitaba despejar dudas. "Me cuesta muchísimo ilusionarme con alguien y vosotras lo habéis conseguido", aseguró el tronista.
Rafa sabía que tenía fama de duro y de sobrado pero, su paso por el programa le había hecho cambiar: "Cuando me tocan el corazoncito y los sentimientos me vuelvo muy vulnerable". Saray había sido una de las causantes de su cambio, por eso le pidió algo: "Quiero que luches hasta el final y que nadie te robe la ilusión".
 
El valenciano tenía muy en mente su final y sabía que sólo podía elegir a una de sus pretendientas, por lo que sabía que con su decisión iba a hacer daño a una de las dos. Antes de que llegara el crucial momento, quiso dejarle claro a Saray que, pasara lo que pasara, el cariño que le tenía no iba a desaparecer. La pretendienta, agradecida, le confesó que el simple hecho de haber podido conocerle le era suficiente. "Si no me escoges, por lo menos me he cruzado en tu camino. Como nadie sabe lo que puede pasar el día de mañana, yo te espero". Aunque, eso sí, le aseguró que iba a luchar hasta el final para conseguir ser la elegida.
 
Antes de despedirse, el tronista quiso decirle a Saray lo que sentía: "Me estoy ilusionando mucho contigo, estoy empezando a sentir algo serio". Palabras, que fueron acompañadas de un beso casi en los labios y el tronista abandonando la cita a toda velocidad.
 
 
Tras la cita, Saray se echó a llorar de la emoción. "Casi me da un beso Rafa y me gusta muchísimo", aseguró la pretendienta. Rafa se mostró también muy ilusionado y no dudó en ir en busca de Saray, al enterarse de que estaba llorando, para darle todo su cariño. El tronista reconoció que la situación se le había escapado de las manos, ya que nunca pensó que podía llegar a sentir tanto por alguna de sus pretendientas.
 
Las lágrimas de la cita, fueron un adelanto de las lágrimas que Saray volvió a derramar en plató. Es evidente, que la joven se ha enamorado de Rafa y de que no va a ser nada fácil para ella si el valenciano decide quedarse con Raquel.