Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Raúl y Alicia se funden en su primer beso

Raúl ha preparado una cita sorpresa a Alicia, y ha querido que sea muy especial. El encuentro se ha producido en el estudio donde el tronista graba con su piano. "Quiero que vea el estudio porque es una parte muy importante de mi", ha asegurado el tronista. Alicia, por su parte, se ha mostrado muy ilusionada, ya que era la primera vez que alguien le preparaba una cita sorpresa. Se ha manifestado sus buenas espectativas ya que, según ha dicho, prepare lo que prepare sabe que le va a gustar.
El romanticismo de Raúl se ha dejado palpar desde el primer segundo. Alicia ha entrado en el estudio de grabación de la mano del tronista y a ciegas, como si de una princesa se tratase. Ya ante el piano, el madrileño le ha dedicado una canción a su pretendienta, de la cual ha sido espectadora activa al sentarse en sus rodillas mientras él tocaba el piano. La situación era propicia, y ninguno de los dos ha defraudado las espectativas del otro. La canción, por tanto, ha acabado con un beso. Pero no un beso cualquiera, sino uno muy apasionado y bastante significativo de sus sentimientos.
 
 
Raúl ha querido preguntar a su pretendienta las razones de por qué se ha mostrado tan triste en los últimos programas. Alicia ha reconocido que se ha sentido muy incómoda con la polémica de los últimos programas con Ágata y Charo, y que prefería quedarse al margen. "No me siento nada identificada con esos líos", ha añadido la pretendienta. Raúl se ha congratulado por ello, y ha dicho que ha sido precisamente por eso por lo que le ha pedido la cita. El tronista quería cordura después del lío, y sabía que ella se la podía dar.
Alicia no se ha escondido, y ha confesado las ganas que tenía, desde hacía tiempo, de estar así con él. "Estoy en una nube", ha dicho la pretendienta. Además, ambos han coincidido en afirmar que no deben ir deprisa, y que el beso ha surgido cuando tenía que surgir. A Raúl le ha encantado la cita, y se ha mostrado indiferente con las consecuencias que pueda acarrear el beso tan apasionado que han tenido.