Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Roberto Carlos: "La guitarra seguirá siendo mi novia"

En agradecimiento a la canción que había compuesto para ella, Jenni quiso tener una cita con Roberto Carlos. Una cita muy especial para el cantante que terminó con un enfado monumental. Al hombre de la guitarra no le gusta nada que le den calabazas cuando él ha puesto todo su corazón sobre la mesa.
decidió llevar a Jenni a un lugar muy especial para él, una tienda de guitarras
 
 
 
 
 
 
Jenni, más relajada de nunca y comiendo golosinas, intentó disfrutar de un encuentro de amigos. La tronista le agradeció mucho la canción que había compuesto para ella ya que, era algo que siempre le había hecho mucha ilusión. Sin embargo, era más que evidente que la ilusión que mostraban los ojos de Roberto Carlos no eran comparables con la indiferencia que despertaba en la catalana.
La cita no daba para mucho más y Jenni quiso ser sincera. Le comentó a Roberto Carlos que en él solo podía ver a un amigo. Una afirmación que no gustó nada al cantante quien se enfadó bastante y llegó a afirmar que nunca más volvería a cantarle la canción: "Yo a las amigas no les canto". Ante esta reacción, un poco desproporcionada, del cantante, Jenni decidió abandonar la cita y seguir comiéndose la chucherías en otro lugar.
Ya separados, Roberto Carlos, se dio cuenta de que se había dejado llevar por el calentón y que no debería haber dicho que no le iba a volver a cantar. Al llegar a plató, el músico seguía bastante afectado y quiso dejar claro que aunque, en muchas ocasiones hubiera hecho el tonto en plató ahora, sus sentimientos eran sinceros y que le había sentado muy mal que no le tomaran en serio y que solo se le juzgar por ser feo y haber hecho el tonto en plató.
Jenni intentó consolarle: "Puedes venir a cantarme cuando quieras". Unas palabras que tampoco le hicieron gracia y que le llevaron a abandonar el plató bastante afectado.