Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Silvia confía en Maikel a pesar de los rumores

Maikel y Silvia se las habían prometido muy felices después de su última cita al prometer que iban a confiar el uno en el otro. Sin embargo, la felicidad ha durado poco, y la culpable ha sido Tamara. La gancho ha soltado una de sus confidencias, aunque esta vez no ha sido apoyada del todo por la gancho al no tener pruebas. Por lo visto, Maikel estuvo tonteando con una chica en una discoteca y compartieron más de un beso. Maikel ha corrido en desmentirlo todo, y ha aportado lo que para él es una prueba irrefutable. Según el pretendiente, en esa misma discoteca, trabaja codo con codo con él el mejor amigo de Silvia, Eric, y si todo eso hubiera pasado él lo habría contado. Pero Tamara ha contraatacado: Eric se "ausentó" de la discoteca cuando pasó todo.
La tronista no ha declarado que vuelva a desconfiar de Maikel, quizá porque eso haría que el pretendiente abanadonara el programa, pero sí que se ha mostrado triste por los nuevos rumores. Silvia lo ha puesto en cuarentena y ha emplazado a Tamara a traer pruebas. La gancho ha asegurado que no las tiene, y que como conoce a Maikel desde hace años pone en duda el rumor. Pero cuando todo parecía quedarse en una información sin mucho fundamento, . Blanca , extronista, ha intervenido al asegurar que ya sabía esta historia de antes, y ha abandonado el plató momentáneamente para hacer una llamada y poder aportar nuevos datos
Cuando ha vuelto a entrar, la extronista ha confirmado la presencia de Maikel aquella noche en la discoteca y ha sembrado una duda: "Me parece muy raro que ningún pretendiente haya intervenido, cuando esa noche también estaban allí Iván, Rubén y Carlos. Y es cierto. Como bien ha apuntado Tamara, cuando ella misma soltó el rumor sobre Emilio, todos los pretendientes que estuvieron con él saltaron de forma muy agresiva a defenderle. "¿Por qué esta vez nadie ha hablado? Es muy sospechoso", ha añadido la gancho. Rubén ha defendido tímidamente a Maikel y ha declarado que si hubiera pasado algo, lo diría.
Además, Blanca ha aportado nuevos datos, y ha hablado de una chica, con un vestido rojo, que no paraba de arrimarse a Maikel. El pretendiente se ha excusado alegando que tiene muchas amigas en esa discoteca, y que no tiene nada de malo que se acerque a ellas para hablar. Las dudas se han vuelto a sembrar en los pretendientes de Silvia, y Virginia ha hecho un apunte clave: "Maikel se pone fatal al ver las citas de Rubén con la tronista... ¿Y después os váis juntos de fiesta?".
Silvia se ha hartado de tanta especulación y se ha levantado a dar un beso en la boca a Maikel: "¿El beso con la chica fue así?". Maikel ha aclarado que no porque no hubo ningún beso. La tronista ha repetido que prefiere no creerse nada y que espera las pruebas.