Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Tamara: "Sigue como eres, porque eres todo corazón"

Alonso en esta segunda cita quiso acercar un poco más a Tamara a su vida. El pretendiente se convertiría en profesor de la tronista, y la cita resultará un gran acercamiento entre ambos. Prueba de ello era que la ternura y los abrazos se sucedían en la cita.
El pretendiente decide llevar a Tamara a un centro donde se imparte el lenguaje de signos, ya que Alonso está muy relacionado con esto. La madre del pretendiente es sordomuda sordomuda y el lenguaje de signos está en su día a día, ese es el motivo por en que Alonso ha querido llevar a la tronista a aprender un poco de este lenguaje.
La tronista se mostraba interesada por el tema, y tras preguntarle por el nombre de su madre, le pedía que le enseñara a decir "Hola, Mª Dolores". Alonso así se convertía en profesor durante la cita, ante una tronista que se mostró muy obediente y aplicada en la asignatura.
 
Tras esto, Alonso le enseñaba palabras clave, como 'enamorado',' te quiero', 'ilusionado'…, que podrían utilizar si algún día se convierten en pareja.
 
Entre ellos se produce un acercamiento, y los besos y los abrazos se suceden. Esto supone un gran paso hacia delante para Alonso, ya que en la primera cita ambos habían estado algo más distantes. Parece que con esta tierna cita Alonso ha ganado un pequeño terreno en el corazón de la tronista.
 
"Sigue como eres, porque eres todo corazón", le decía Tamara, quien tras la cita, decidía dar su opinión sobre Alonso en lenguaje de signos demostrando lo aprendido. "Estoy ilusionada", decía Tamara, y además añadía que le ha encantado la cita y que tiene muchas ganas de conocerle.
 
Sin embargo, Soraya en plató decía que para ella eso no era más que "amor fraternal", y Alonso se defendía diciendo que "antes de estar con una persona hay que ser amigos". Además, Tamara añadía que "en la primera cita lo veía como amigo", y acordándose de Jimy, proseguía diciendo que "ahora me ha tocado la patatita".
 
Tamara era sincera y aseguraba que "en principio no era mi tipo", porque pensaba que no podría gustarle una persona tan sencilla. "Tiene mucha dulzura, nunca he estado con un chico así", confesaba la tronista. Alonso aprovechaba la confesión de Tamara para decirle que "la primera vez siempre es buena".