Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

"Le voy a dar un voto de confianza, más que nada porque me gusta"

En el primer encuentro fuera de plató de Toño y Ainhoa hubo mucho feeling y quedó confirmado que se gustan. Los dos quisieron aprovechar la cita paran aclarar ideas. Toño quería saber porqué Ainhoa había abandonado la silla de pretendiente de Rafa Mora para conquistarle a él. La pretendienta estaba interesada en conocer qué le había parecido a su tronista este cambio. Ambos se mostraron encantados de que la madrileña se decidiera a sentarse en el bando del sevillano.
Una bolera fue el lugar elegido por Ainhoa para encontrarse por primera vez con su tronista y para intentar sonsacarle qué pensaba sobre el cambio de bando que hizo. Ainhoa llegó a 'Mujeres y Hombres' para conquistar a Rafa Mora, pero sentada en la silla de pretendiente le echó el ojo al futbolista y no pudo evitar pedir el cambio de tronista. La madrileña, al principio de la cita, se mostró un tanto de este cambio.  preocupada por saber qué pensaría Toño
Por su parte el tronista también quería conocer las razones concretas por las que Ainhoa había abandonado su papel de "valiente de Rafa Mora" y había pedido pasar a ser su pretendienta. "Me gustaría saber si realmente quiere estar en mi bando o se ha quedado por permanecer más tiempo en el programa", confesaba Toño antes de comenzar la cita.
Sin hacerse de rogar, la pretendienta fue directa al grano y no tardó demasiado en preguntarle al futbolista si le había parecido mal que solicitara el cambio de tronista. Toño, en su línea, fue bastante directo y no se cortó en afirmar que los dos llevaban algunos programas intercambiando cruces de miradas pero que no estaba seguro de si esas miradas se debían a que ella estaba interesada en él o simplemente eran fruto de la casualidad. Cuando Ainhoa solicitó pasar a pretender a Toño el sevillano asegura que se alegró de que ella se adelantara porque "así me ahorré yo tener que pedirlo", espetó.
Ainhoa también se interesó durante el encuentro por la relación de Soraya y Toño, y el ya famoso beso que se propiciaron. El tronista le aseguró a la madrileña que llevaba toda la noche "de tontería" con campanilla y que el beso fue la forma de ponerle punto y final a aquella velada.
En cuanto a las reiteradas y emblemáticas salidas nocturnas de Toño, éste volvió a prometer, esta vez ante Ainhoa, que no se volverían a repetir. El futbolista quiere que sus pretendientas se fíen de él y está dispuesto a renunciar a una de sus aficiones por ganarse su confianza. Ante esta promesa la madrileña manifestó su intención de fiarse de él. Él sabe que es "difícil de querer" pero los dos quieren comenzar una historia confiando el uno en el otro.
Toño también se mostró preocupado por si su nueva pretendienta le falla, "no se acaba de creer" sus intenciones pero le gustaba mucho. Toño dejó claro que esa reticencia inicial que sintió por ella se matizará con la atracción existente entre el futbolista y Ainhoa. Al final de la cita el sevillano reconoció, ya entre cámaras, que le va a dar un voto de confianza, "más que nada porque me gusta a mí", comentó.
En su encuentro en la bolera, el pretendiente y la tronstia dejaron claro que se gustaban y no pudieron ocultar el 'feeling' que existía entre ellos. Ainhoa quiso hacerle saber al sevillano que le gustaba y que se le encantaban sus ojos. Bromeando, Toño le preguntó si le gustaban más sus ojos o los de Rafa Mora; a lo que la pretendienta le contestó rotundamente que prefiere el azul de los ojos del futbolista. A Toño también le gusta mucho su nueva pretendienta y no dudó en decírselo: "estás muy buena y eres muy guapa".
Ya en plató a los colaboradores les gustó tanto la cita como a la pretendienta y al tronista. Vicente cree que a Toño, como a él, "le encanta" Ainhoa. Piensa que la madrileña es espectacular y está seguro de que a Toño le gusta. Pedro también apuesta por Ainhoa, le parece guapa y encantadora y peinsa que si sigue así "tiene muchas posibilidades de ganarse el corazón de Toño".