Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Risto Mejide, la atracción de OT

Una vez más,la gran atracción en el jurado ha sido Risto Mejide. Sus comentarios tienen como eje fundamental la humillación en el caso de Esther e incluso se ha atrevido con denominaciones como la de payaso a Chipper.
Risto Mejide continúa con su línea. El jurado habitúa a basar sus comentarios en la humillación, y eso lo hace ya un poco cansino. Sobra mofarse de Esther de esa manera y sobra llamar payaso a Chipper.

Pero hoy Risto ha hecho un comentario muy interesante y que me gustaría analizar. A Rubén, el favorito del público, le ha dicho que lo que dentro del programa puede ser bueno para la audiencia, no tiene por qué traducirse en ventas de discos fuera del concurso. Yo iría aún máslejos, no tiene incluso por qué traducirse en grabar un disco.

El mundo discográfico está muy difícil, hay mucha competencia y los concursantes de este programa salen con un lastre en cuanto a imagen muy importante. La atmósfera que envuelve OT es muy ficticia, y puede hacer que los chavales se creen castillos en el aire y tengan perspectivas irreales de lo que se van a encontrar fuera. 1
La gente más joven, que es la que sigue este programa en su mayoría, es poco consumidora de música, y ese es un hándicap que tendrán al que tendrán que hacer frente los concursantes de esta y de cualquier otra edición de OT.

Como ex concursante de este programa, y por tanto, conocedor (en parte) del negocio de la música, está bien que Risto o cualquier otro miembro del jurado haga algún tipo de advertencia de este tipo, para que la crueldad del mercado discográfico no pille desprevenido a nadie.