Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Paz y los colaboradores quieren comprobar que las cejas de Lydia no están pintadas

La semana pasada descubríamos que a Lydia se le estaban cayendo los pelos de las cejas a causa del estrés y que, por eso, se las tenía que pintar. Kiko, muy "preocupado", no quiere estresar a la colaboradora y Paz, ni corta ni perezosa, ha querido comprobar con un poco de saliva si las tenía pintadas o era pelo que la había crecido. A esta comprobación se han querido unir los Kikos.