Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Los problemas con Laura y Alba por no haber compartido la pizza comienzan antes de llegar a tierra

Alba y Laura finalmente decidieron comerse la pizza que encontraron en el tótem y no compartirlo con sus compañeros. “Al que no le parezca bien que lleven aquí tres meses sin comer”, se ha justificado Alba. Sin embargo, sus compañeros que sabían que había una pizza no creían que fuesen capaces de comérsela, por lo que parece que todavía no las conocen muy bien. Sin embargo, cuando ambas venían en la barca y han visto las caras de los supervivientes esperando en la isla, sí que se querían morir de remordimientos, sobre todo Laura. Por eso Alba le ha dicho que no han “matado a nadie” y que no tenían nada que temer. (Si quieres ver lo que pasó previamente no te pierdas este vídeo)