Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Los supervivientes se adaptan a su nuevo hogar

Tras llegar a Playa Pelícano, los supervivientes parecen adaptarse bien a su nuevo hogar. Han pescado en abundancia, han ganado la prueba de recompensa y gracias a ello han probado el mejor plato de toda la historia de 'Supervivientes' gracias a la buena cocinera de Lely.
El día 55 de los supervivientes comienza en Playa Pelícano, a la que llegaron con una barca hecha por ellos mismos. Allí, los concursantes han conseguido comer una comida muy deliciosa gracias a las piezas de alimentos que lograron en el juego de recompensa.
La prueba consistía en el conocido juego del ‘gancho’. Con la ayuda de unas cuerdas, cada concursante va acercando a uno de sus compañeros, en este caso Nekal,  para coger pedazos de bambú. Sal, aceite, pasta, tomate, pimienta, queso rayado y vino, entre otros, eran los productos a los que aspiraban los concursantes. Sin embargo, aunque superaron la prueba, no pudieron hacerse con todos los alimentos sino que tuvieron que elegir 7 de los diez que había:  Aceite, sal, cebolla, ajo, vino, queso rallado y tomates.
Tras superar la prueba, Lely cocinó para sus compañeros la carnada que había pescado con Leo y lo acompañó de todas las piezas de alimentos conseguidas en la recompensa, incluido el vino. El resultado fue una "suculenta" comida, tal y como lo calificaron sus propios compañeros. ¡Por fin llenaron el estómago!.
Nekal y Miriam parecen afianzar su relación mientras comen almendras y coinciden en que la carnada está desapareciendo por las noches.Además, se han hecho una entrevista mutua con preguntas como  “¿Qué color te gusta más?” o “¿Qué coche es tu preferido?” para conocerse un poco más y para pasar el rato mientras comen almendras.
Asimismo, Miriam se asustó con un escarabajo, pero aseguró que si se tratara de una prueba de líder sería capaz de comérselo. Y es que se acerca ya la gran final…