Cristina apuesta por el más es poco y homenajea a sus compañeros en el cambio de Olga