Moncho devuelve la luz y el volumen a la melena de Esther