Los concursantes reciben a sus 'avatares'