Mati, Manu y Sergi, ¿un triángulo amoroso?