Penalti sobre Harry Kane que él mismo transforma para abrir el marcador (0-1)