El Atlético de Madrid sentencia al Sporting de Lisboa y manda un mensaje al Real Madrid